Sep 24, 2020 Last Updated 12:54 AM, Sep 24, 2020

Escribe Mercedes Trimarchi

El pasado 10 de diciembre se presentó el informe anual de Amnistía “Derechos hoy”. En él se destaca el rol de las mujeres que, en todo el mundo, estuvieron a la vanguardia de las luchas contra los gobiernos. Se hace referencia a la “marea verde” argentina por el aborto legal, a las mujeres árabes y su lucha contra la represión y a las miles de denuncias de abusos generadas por el #MeToo (Yo También) en Estados Unidos y Europa. La ola feminista que recorre el planeta tiene como protagonistas a las mujeres que salen a las calles a reclamar el fin de las violencias machistas, los femicidios, los abusos y las violaciones.

Sin dudas, las mujeres estamos haciendo historia en el mundo y en la Argentina. Este año, se logró imponer en el país del papa Francisco que se debata el derecho al aborto legal, seguro y gratuito. Nos enfrentamos al gobierno de Macri y a todos los partidos patronales que estuvieron y están en contra de nuestro derecho a decidir. Un millón de personas nos movilizamos durante las vigilias del 13J y el 8A para #QueSeaLey. Se hicieron pañuelazos en las escuelas exigiendo la aplicación de la educación sexual laica, científica y con perspectiva de género. Al calor de estas luchas se coló el reclamo por la separación de la Iglesia del Estado, luego del rol nefasto que jugaron la reaccionaria Iglesia Católica y demás sectores antiderechos. Se puso en debate su financiamiento y se hicieron miles de apostasías colectivas en todo el país.

Este año también la marea verde llegó a Trelew, al Encuentro Nacional de Mujeres más austral en estos 33 años. Decenas de miles lograron imponer que la próxima sede sea en la ciudad de La Plata, capital de la provincia de Buenos Aires. Y a dos años del femicidio de Lucía Pérez, por quien hicimos el primer paro de mujeres, miles marchamos a Plaza de Mayo contra la justicia patriarcal que dejó impunes a sus violadores y femicidas. Con Isadora estuvimos presentes en todas estas luchas. Te invitamos a que te sumes a nuestra organización para fortalecer estas peleas. Sigamos en las calles hasta conquistar todos nuestros derechos.

Escribe Atilio Salusso

Izquierda Socialista -como parte del Frente de Izquierda- colmó las instalaciones del estadio cubierto de Ferrocarril Oeste. El acto, realizado en pleno corazón de la ciudad de Buenos Aires, estuvo al servicio de impulsar la pelea contra el ajuste de Macri, el FMI y los gobernadores. Y de postular la salida de fondo que viene levantando la izquierda ante la crisis política y social del país.

El acto fue muy combativo y emotivo a la vez. Se vio en vivo y en directo cómo nuestro partido se vino fortaleciendo al calor del apoyo a las luchas y de impulsar una política unitaria en el sindicalismo combativo, entre la juventud, en el movimiento de mujeres y en el Frente de Izquierda. Su transmisión por streaming permitió que otros miles de compañeros que no tuvieron la oportunidad de asistir pudieran seguir el acto.

Estuvieron presentes compañeros del Partido Obrero, de Poder Popular y enviaron un saludo los compañeros del PTS y Venceremos.

Ferro estalló cuando se mencionaron las delegaciones que colmaban el estadio. Un momento muy emocionante fue cuando se resaltó el gran triunfo por lograr la cadena perpetua para los genocidas de Ana María Martínez, nuestra compañera asesinada del PST (Partido Socialista de los Trabajadores, antecesor de Izquierda Socialista). Estuvo presente en el acto su ex compañero Guillermo Schelling.También se leyó una adhesión de Carmen Metrovich de la comisión Ana María Martínez.

Otro momento culminante fue cuando se mencionó la lucha de los chalecos amarillos de Francia como parte de las rebeliones obreras y populares contra los gobiernos capitalistas. Ya veníamos de la gran marcha unitaria contra el G20 repudiando a Trump, Putin, Macron y otros jefes capitalistas. El acto, por lo tanto, tuvo un claro componente internacionalista, condenando al capitalismo que no va más y postulando el socialismo.

Además de la combativa militancia de nuestro partido, el acto contó con la presencia de muchos compañeros nuevos con los cuales compartimos peleas fundamentales a lo largo de este año. De otros tantos independientes que se dieron cita para compartir nuestras propuestas. Y de muchísimos de nuestros viejos compañeros de la corriente que durante décadas construyó Nahuel Moreno. “Gracias por trasladarnos la experiencia del PST”, dijo un compañero que ingresó hace poco al partido, mientras desde la pantalla gigante se mostraban con distintos videos e imágenes los homenajes que le hicimos a Juan Carlos Coral y Ana María Martínez (PST). Otro momento de alto voltaje emotivo fue cuando se recordó a Diego Castro, compañero ferroviario recientemente fallecido. El acto contó con una importante presencia de ferroviarios de la Bordó Nacional de todos los ramales metropolitanos y compañeros del NCA, en plena lucha contra los despidos.

Las distintas delegaciones del interior mostraron el avance en la extensión nacional de Izquierda Socialista, llevando las propuestas del Frente de Izquierda a más lugares. Los jóvenes de nuestro partido también dijeron presente, no sólo con su masiva presencia, sino también cuando desde el escenario los distintos dirigentes estudiantiles (universitarios, terciarios y secundarios), reafirmaron la convicción de seguir luchando para exigir justicia por Santiago Maldonado.

Los bombos y batucadas acompañaron permanentemente a cada orador (ver en www.izquierdasocialista.org.ar) y los hechos sobresalientes del acto. La “algarabía y transmisión de una gran energía”, como dijo una compañera, fue una constante del acto. No solo por los jóvenes, estudiantes y compañeras de Isadora, sino también por los luchadores que vienen de grandes peleas sindicales. Varias de ellas se destacaron por su presencia, como los compañeros de Luz y Fuerza de Córdoba o de Canale, hoy inmersos en una dura lucha, así como los enfermeros y docentes. También se destacó la presencia de compañeros de la agrupación Agustín Tosco de Luz y Fuerza Tucumán.

“Fue el primer acto del que participé. Me llevo cosas muy positivas”, dijo una docente. Muchos se sintieron sorprendidos por “el crecimiento de la izquierda”. Un avance que Izquierda Socialista viene dando como parte de nuestra organización internacional, la Unidad Internacional de los Trabajadores (UIT-CI) junto a nuestros partidos hermanos. Por eso fueron ovacionados los saludos que enviaron los dirigentes desde varios continentes y que pudieron verse en las pantallas del acto, así como la de los compañeros presentes de la CST (sección oficial) y la LS de Brasil.

Al final, cuando se invitó a los presentes a sumarse a nuestro partido y al Frente de Izquierda, recorrió la convicción de que la pelea para combatir los graves males sociales pasa por luchar por un gobierno de los trabajadores fortaleciendo una alternativa política unitaria como lo venimos haciendo desde el FIT. Con los puños apretados y lágrimas en los ojos, nos fuimos cantando la Internacional. 


Juan Carlos Giordano: “Los trabajadores tienen que gobernar”juan carlos giordano

“El G20 es para seguir descargando la crisis capitalista contra los pueblos del mundo. Pero los trabajadores se rebelan. ¡Miremos Francia! A Macron se le incendió el país. Las calles son ganadas por los chalecos amarillos. Frenaron el tarifazo pero exigen que se vaya Macron. ¡A 50 años del Mayo Francés hubo un primer triunfo contra el ajustazo! […].

Si no se derrota al gobierno no es porque Macri es fuerte o no haya luchas. Es por la complicidad del PJ y la burocracia sindical peronista […] Cristina, que posa de combativa, se deschavó. Dio la orden de no movilizar contra el G20. Pidió el voto contra el ajuste pero llama a la unidad del peronismo con “la derecha” de Urtubey y Pichetto que le vinieron votando las leyes a Macri.

Supongamos que Cristina y La Cámpora ganan las elecciones, ¿qué van a hacer? Ya han dicho que van a renegociar el acuerdo con el FMI y pagar la deuda. Kicillof dijo que va a mantener la rentabilidad de las petroleras y gasíferas. ¿Pero si no se rompe con el FMI, no se deja de pagar la deuda y no se ataca a las privatizadas de qué independencia económica habla el kirchnerismo? Contra Macri no es salida el kirchnerismo. Llamamos a superar al peronismo por izquierda […].

¿Adónde va el país? ¿Cuál es la salida? Nosotros decimos: basta de Macri, los radicales y el peronismo. Hay que luchar por un gobierno de los trabajadores y la izquierda. Para eso necesitamos nuevos dirigentes políticos y sindicales. Esa es la gran responsabilidad que tenemos desde el Frente de Izquierda.

Los compañeros del PTS han hecho la propuesta de un partido unificado. Estamos abiertos a debatir esa posibilidad. Ojalá podamos avanzar. Pero hay que empezar por mejorar la unidad que ya conquistamos con el FIT.

Esto significa más unidad para defender al sindicalismo combativo y no permitir más listas divisionistas en los sindicatos como en ferroviarios o ATEN. Más unidad para que en las próximas elecciones el FIT postule una fórmula presidencial unitaria […].

Somos optimistas. Los trabajadores en Argentina han protagonizado luchas extraordinarias como el Cordobazo y el Argentinazo. Y tenemos la particularidad de que la izquierda revolucionaria tiene peso. Nuestro maestro Nahuel Moreno decía: “Podemos triunfar. No hay ningún Dios que haya fijado que no podamos hacerlo”. Para aportar en esa pelea llamamos a fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda […]”. 


mercedes trimarchiMercedes Trimarchi: “No hay unidad con los pañuelos celestes”

“En nuestro país y en el mundo la ola feminista recorre fábricas, escuelas, instituciones, pero fundamentalmente las calles. ¡Estamos haciendo historia! ¡Ya #nonoscallamosmas!

Con la inmensa marea verde nos enfrentamos a Macri, a los gobernadores y a todos los partidos patronales. El PRO, la UCR y el peronismo son los que votaron en contra de nuestro derecho a decidir. El único bloque que votó de manera unificada la ley de interrupción voluntaria del embarazo fue el Frente de Izquierda.

Repudiamos la nueva estafa de Cristina y de Grabois que nos dicen que bajemos el pañuelo verde y nos unamos con los celestes. Ninguna unidad con los antiderechos. Son los responsables de las muertes por abortos clandestinos.

Tenemos el desafío de hacer más grande a Isadora. Que más compañeras se sumen a esta joven, alegre y rebelde agrupación de mujeres. Así vamos a fortalecer la lucha feminista y también la lucha por una salida de fondo contra este sistema capitalista y patriarcal. Somos feministas y socialistas. Luchamos contra todo tipo de opresión y explotación. ¡En las calles vamos a conquistar todos nuestros derechos!”. 

 


pollo sobreroPollo Sobrero: “Fortalecer al sindicalismo combativo”

“Hay que fortalecer y extender el sindicalismo combativo. Y luchar por otro modelo sindical. Necesitamos una nueva dirección del movimiento obrero. Para eso hicimos el Plenario Nacional del sindicalismo combativo en Lanús. Plenario que surgió de la gran lucha de los docentes de Neuquén y la coordinación con los compañeros del Sutna, los ceramistas de Neuquén, las Multicolores docentes, Ademys y tantos otros compañeros.

Tenemos que apostar a la coordinación genuina entre los luchadores, listas y agrupaciones opositoras y los dirigentes que están surgiendo, en forma unitaria y amplia. Necesitamos empalmar con otros sectores para barrer a la burocracia. Lanús fue un gran paso que debemos seguir fortaleciendo entre todos. El nuevo triunfo que obtuvimos con la Bordó en el Sarmiento lo ponemos al servicio de esa construcción unitaria.

Sabemos que la pelea es de fondo contra este sistema capitalista. El peronismo llevó a la clase obrera detrás de una variante patronal que gobernó para los de arriba. Así como los empresarios tienen a Macri, a la UCR o al PJ, nosotros tenemos que tener nuestra propia herramienta política para pelear por un gobierno de los trabajadores y el pueblo. Por eso llamo a seguir construyendo Izquierda Socialista para hacer más grande al Frente de Izquierda”.

 

 


angelica lagunasAngélica Lagunas: “Ganamos con 43 días de paro” 

“Quiero reivindicar la lucha docentes en todo el país en defensa de la educación pública. Y la única manera que tenemos los trabajadores para enfrentar los aumentos de precios es luchando por aumento de salario. ¡Se puede, claro que se puede! Los docentes de Neuquén logramos la indexación salarial cuando la conducción kirchnerista de Guagliardo decía que no se podía. Y logramos que ese aumento se trasladara a todos los estatales de Neuquén. ¡Rompimos el techo salarial de Macri y el MPN!

Y lo hicimos desde la conducción de ATEN Capital y las seccionales Multicolor con un plan de lucha consecuente, 43 días de paro, acciones masivas y grandes asambleas. Con plan de lucha y democracia sindical pudimos torcer el brazo a los distintos gobiernos.

Lamentablemente este triunfo no se pudo trasladar a las elecciones de ATEN por el sectarismo de organizaciones de izquierda que rompieron la unidad. Hubo una lista divisionista que posibilitó que la burocracia recuperara un sindicato combativo como ATEN Capital. ¡Para derrotar a la burocracia sindical seguiremos impulsando listas unitarias de oposición y el desarrollo genuino del sindicalismo combativo como lo hicimos con el plenario Lanús!”

 

 


ezequiel peressinibasta de gatillo facilEzequiel Peressini: Basta de gatillo fácil

“En Córdoba con el gobernador Schiaretti sufrimos el mismo ajuste al mejor estilo Macri. Y la represión, en especial hacia la juventud. El gobierno de Macri busca fortalecer el aparato represivo para hacer pasar la crisis a palos y a tiros. Con la resolución 956 Bullrich autoriza a matar y legaliza el gatillo fácil. Vamos a movilizarnos en todo el país para derrotarlos como lo hicimos con el dos por uno de la Corte. No lo vamos a permitir. Basta de ajuste y represión. No al gatillo fácil. Anulación de la resolución 956. Fuera Patricia Bullrich. ¡Viva la lucha de los trabajadores, las mujeres y la juventud!”

 

Escribe Mercedes Trimarchi Dirigente de Isadora y diputada electa de Izquierda Socialista/FIT

Los medios anunciaron esta noticia: “La Iglesia acordó el reemplazo gradual de los aportes del Estado”. Se refiere a los 130 millones que pone el Estado (es decir el pueblo trabajador) para solventar sueldazos de 45.000 pesos mensuales a obispos y arzobispos. Con eso quieren simular que empezó la “separación de la Iglesia y el Estado”. Una mentira total.

No es cierto que se le están cortando los privilegios a la Iglesia Católica. Eso es lo que quieren simular los grandes medios diciendo que la Iglesia estaría renunciando al pago de los sueldos por parte del Estado. Una mentira que es apoyada también por el propio papa Francisco. 

El engaño viene por el lado de que ese monto (que representa solo el 7% del presupuesto) se le va a ir sacando a cuenta gotas. Es decir, dentro de algunos años. Lo aclaró el propio secretario de Culto de la Nación, Alfredo Abriani: “No hay plazos ni términos de inicio. Por eso están garantizados los fondos para el año que viene e incluso para el otro”. Mientras tanto, se pondrá a prueba un mecanismo de financiamiento para cubrir ese dinero, condicionado a que “recién ahí veremos en qué momento y gradualmente la Iglesia empieza a resignar el sostenimiento.” (Clarín, 13/11).

Conclusión: seguirán los sueldos para estos curas retrógrados hasta 2020, y si la juntada de dinero para colectar por otros medios esos 130 millones no funciona, el Estado se lo va a seguir pagando. Por eso hablan de que la Iglesia va a “renunciar” al pago de esos sueldos, no que el gobierno “se los va a quitar”, como correspondería. Los curas, con esta noticia falsa coordinada con el gobierno de Macri, intentan lavarse la cara con agua bendita simulando renunciar a los privilegios. El objetivo es precisamente que continúen para su estructura oscurantista. Los propios medios dicen que “esto no implica recortes en los subsidios a los colegios católicos ni en los aportes que el Estado destina a organizaciones como Cáritas”, o exenciones impositivas de las que goza, etcétera.

La Iglesia aprovecha también la noticia (falsa, volvemos a repetir) para decir que renuncia a ese dinero atento a que “no somos políticos. La Iglesia no es un partido político, ni del gobierno ni de la oposición, sino que miramos la realidad desde nuestro ser de pastores”, en palabras del obispo Ojea. ¡Caradura!

Si la Iglesia no hace política ¿por qué entonces apoyó a todos los golpes de Estado y a cuanta dictadura hubo y se llevó bien con todos los gobiernos capitalistas, apoyando sus planes de ajuste y de privilegios para unos pocos mientras mantuvo siempre su poder económico? Por eso es que ningún gobierno, ni Macri ahora ni Cristina Kirchner antes, derogó las leyes dictatoriales que beneficiaban a estos zánganos.

La Iglesia Católica (y el resto de los credos, entre ellos los evangélicos) vinieron haciendo campaña contra el aborto legal. Le dieron la espalda al reclamo de millones de mujeres en las calles para evitar las muertes por abortos clandestinos. Es la misma Iglesia que le hizo una misa especial al peronismo y a la burocracia sindical de Moyano. También es la iglesia que a través del Papa recibe a la gobernadora del ajuste ,Vidal y a la ministra Stanley. ¿Cómo que no hace política?

Hay que seguir luchando por la separación de la Iglesia del Estado, que implica que ninguna iglesia, religión o culto intervenga en los asuntos del Estado. Esto significa que la cúpula deje de cobrar inmediatamente los sueldos millonarios que pagamos todos. Y que se deroguen todas las leyes que les otorgan obscenos privilegios. Se le tienen que suprimir todos los subsidios a los colegios confesionales y prohibirles a todas las iglesias que tengan injerencia en temas como salud o educación. Que los curas vayan a trabajar o que sostengan sus prédicas con aportes voluntarios de sus fieles. La religión debe quedar en la esfera privada. Esa es la lucha de Isadora y de Izquierda Socialista que tenemos que llevar a cabo desde el movimiento de mujeres junto al pueblo trabajador.

Escribe Mercedes Trimarchi Dirigente de Isadora y legisladora electa Izquierda Socialista/FIT

Desde la agrupación Isadora, somos parte del enorme movimiento de mujeres que en la Argentina y el mundo está revolucionando todo. Este año venimos de dos vigilias en las que millones nos movilizamos por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito. Con la movilización denunciamos que la Ley de Educación Sexual Integral (ESI) no se cumple y seguimos peleando para que sea laica, científica y con perspectiva de género. Y en estos meses estamos impulsando con fuerza la separación efectiva de la Iglesia del Estado.

Todo esto que fuimos logrando con la marea verde es parte de la cuarta ola internacional de lucha de las mujeres que desde 2015 recorre el mundo y no se detiene. Una oleada que como nunca antes le dice basta a las violencias de género y se organiza para combatirlas. Una oleada que se enfrenta a los gobiernos capitalistas que aplican feroces planes de ajuste, que golpean al conjunto de la clase trabajadora y especialmente a las mujeres. Incluso, pretenden arrebatarnos derechos ya conquistados con la movilización hace décadas, como sucede con el derecho al aborto en Polonia y el Estado Español.

La lucha de las mujeres no tiene fronteras porque peleamos contra el capitalismo patriarcal. Un sistema que está en decadencia y que nada tiene para ofrecerle a la humanidad, pero que sin embargo se sostiene por sus gobernantes. Un sistema que condena cada día a más personas a la marginalidad. Según el informe de la ONG Oxfam, las ocho personas más ricas del planeta (todos varones) poseen la misma riqueza que 3.600 millones de personas en el mundo (el 50% de la población mundial).

Por eso, desde Isadora luchamos contra la opresión que sufrimos las mujeres que se traduce en violencia física, psicológica, sexual, salarios más bajos que los varones, estar a cargo del trabajo reproductivo y acceder a los puestos menos calificados, y contra todos los gobiernos capitalistas responsables de esta situación. También, muchas de las compañeras que militamos en Isadora lo hacemos en Izquierda Socialista, dentro del Frente de Izquierda. Organizarnos en el partido nos permite seguir dando otras peleas junto con los demás sectores oprimidos y, fundamentalmente, con el conjunto de la clase trabajadora, para tirar abajo este sistema que se aprovecha de la opresión patriarcal para extraer más ganancias a costa de superexplotarnos.

Lo hacemos con un programa feminista y socialista, con propuestas concretas para resolver los problemas más acuciantes, con un plan económico alternativo que parte de no pagar la deuda externa. Te invitamos a que seas parte de Isadora y de Izquierda Socialista, que te acerques con tus inquietudes e iniciativas para dar juntas y con más fuerza esta pelea por construir un mundo sin ningún tipo de opresión ni explotación.

Escribe Mercedes Trimarchi
Diputada provincial electa Izquierda Socialista/FIT Dirigente de Isadora

Como hace 33 años, el Encuentro Nacional reunió a mujeres de todo el país que viajaron a la ciudad de Trelew. Como era de esperar, en el año del debate por el derecho al aborto, a pesar de la distancia y de las dificultades para llegar, participamos unas 50.000 mujeres.

Los talleres más numerosos fueron los de “Estrategias para la legalización del aborto” en los que luego de las movilizaciones del 13J y el 8A, muchas mujeres participaron entusiastas y con fuerza para seguir la pelea por el aborto legal, seguro y gratuito. Los planteos allí estuvieron cruzados con las organizaciones que proponen que debemos esperar a 2020 para seguir con esta lucha, porque recién allí cambia la composición del Senado. Otras agrupaciones plantean una consulta popular o plebiscito sobre el aborto. Desde Isadora e Izquierda Socialista consideramos que esas posturas son equivocadas. Primero porque esperar dos años significa más muertes por abortos clandestinos y además es confiar en el Senado y no en nuestras propias fuerzas para lograr la ley.Segundo, nuestros derechos no se plebiscitan sino que los debemos conquistar con la movilización. Así lo debatimos en los talleres y fundamentalmente fue ahí donde renovamos nuestro compromiso de seguir en las calles hasta #QueSeaLey.

Las protagonistas fueron las pibas jóvenes, muchas de ellas estudiantes secundarias, las mismas que todo el año estuvieron organizando los pañuelazos en los colegios y en las plazas de todo el país. Las que reclaman que se aplique la educación sexual en las escuelas y que sea laica, científica y con perspectiva de género. Y son las que le aportaron con maquillaje y glitter color, alegría y entusiasmo a la inmensa marcha final que recorrió la ciudad y que conmovió a las lugareñas que se sumaron con aplausos o levantando en alto los pañuelos verdes.
Párrafo aparte merecen los sectores antiderechos liderados por la Iglesia Católica y las evangélicas, avalados por el gobierno que durante los meses previos hicieron lo imposible para que el evento no se haga. Los medios de comunicación decían que las mujeres que viajábamos al Encuentro seríamos violentas y que intentaríamos incendiar la ciudad. Por ejemplo, hasta el diario Clarín (14/10) tituló “Encuentro Nacional de Mujeres: venden nafta en botellas y sospechan que están armando bombas molotov”. Todo esto habilitó requisas (que no encontraron nada) en los colectivos que ingresaban a la ciudad, ataques con piedras a una escuela en la que se alojaban varias delegaciones y la razzia que realizaron policías de civil al finalizar la marcha, que culminó con represión y la detención de diez mujeres que fueron brutalmente agredidas. Repudiamos la represión y la campaña de odio hacia las mujeres que los grupos antiderechos realizaron para opacar la inmensa manifestación y fuerza que tenemos las mujeres que luchamos por nuestros derechos.

Frente a estos ataques, que no son nuevos porque ya en 2015 y en 2016 también reprimieron la marcha del Encuentro, las mujeres tenemos que responder con más fuerza y organización. Por eso, a pesar de las maniobras de la comisión organizadora (CCC, CTA, PJ y FpV) que burocráticamente intenta encorsetar el Encuentro para que no se desarrolle como un verdadero espacio de organización de las mujeres, la marea verde logró llevar su lucha a las calles de Trelew. A pesar de que la mayoría de las que participamos exigimos que la próxima sede del Encuentro sea en Buenos Aires, para potenciar nuestra lucha, el 34º Encuentro de Mujeres será en la ciudad de La Plata. Y como las mujeres estamos haciendo historia, tendremos un nuevo desafío, lograr que el próximo Encuentro de Mujeres sea aún más multitudinario para conquistar nuestros derechos.

Nuestro semanario. En el que te acercamos el reflejo de las luchas del movimiento obrero, las mujeres y la juventud, además un análisis de los principales hechos de la realidad nacional e internacional.

Es una herramienta fundamental para fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda.

La suscripción del periódico impreso nos permite también seguir editándolo, ya que nos financiamos con nuestros propios aportes y del de los suscriptos.

 

Suscribite a la versión Impresa