Debate con Patria Grande: Debemos repudiar la represión de Maduro

(Tiempo estimado: 3 - 5 minutos)

Escribe Nicolás Nuñez Comisión Directiva FUA

debemos repudiar la represion de maduroEl discurso a favor de la justicia social, las denuncias contra el imperialismo yanqui de Chávez y el triunfo de la movilización popular contra el golpe de Estado de 2002 despertó expectativas entre los trabajadores y la juventud de Venezuela y de Latinoamérica. Aún más cuando en 2005 Chávez aseguró que construiría el “socialismo del siglo XXI”. Pero a 18 años de la llegada del chavismo al poder el espejismo se ha desvanecido: luego de años de uno de los ajustes más terribles que hoy sufre la clase trabajadora en el mundo, se redujo el salario mínimo a 30 dólares mensuales. El fracaso de la política agraria y la desindustrialización han hundido al país en la escasez. La inflación superó el 500% el año pasado. La figura del referendo revocatorio fue enterrada por el gobierno cuando vio que lo perdería, se suspendieron las garantías constitucionales mediante un estado de excepción. La pobreza, que había disminuido en los primeros años del gobierno chavista, subió a niveles abrumadores y la mortalidad materna e infantil subió a niveles no vistos en cincuenta años, según las cifras oficiales. La ministra que divulgó las cifras fue destituida.

Maduro suspendió todas las elecciones, desde las de gobernadores el año pasado hasta las elecciones sindicales en la federación petrolera. A fines de marzo intentó apoderarse de funciones parlamentarias y terminó desatando un poderoso movimiento de protesta popular que la MUD, hasta entonces concentrada en negociar con el gobierno con la mediación de El Vaticano y Unasur, ya no pudo contener por más tiempo y ahora intenta aprovechar para presionar por la realización de elecciones.

¿Cómo describe Patria Grande esta situación? Estamos ante una mezcla de posmodernismo y estalinismo en la que el discurso “rojo-rojito” lo es todo y los hechos no importan. Consideran que las protestas son protagonizadas por “jóvenes enardecidos de clases medias y altas del Este de Caracas” y que forman parte de “una guerra de nuevo tipo digitada e impulsada desde el centro del Imperio […] de cuarta generación (que) se despliega a nivel económico, comunicacional, diplomático, psicológico” (Venezuela, la madre de las batallas, Julián Aguirre y Florencia Catelani, 26 de abril de 2017). En realidad hay protestas masivas y saqueos en barrios populares que tradicionalmente votaban al chavismo, como la parroquia El Valle en el sur de Caracas, los barrios pobres del sur de Valencia, los barrios de El Chama y Santa Juana en Mérida, La Sucre en Barquisimeto, y centenares más. La MUD ha criticado los saqueos, que obviamente son una transgresión de la propiedad privada.

Al adjudicar las protestas al imperialismo, se justifica la represión policial, militar y paramilitar. Patria Grande admite que “las Fuerzas Armadas han mostrado ser uno de los pilares sobre los que se apoya la Revolución Bolivariana”, pero en vez de reconocer en ello un rasgo reaccionario del chavismo, embellecen al aparato militar: “Su composición social, el legado ideológico y personal del Comandante Chávez y su participación en el control y dirección de resortes clave de la economía y la administración pública hace de la FANB (Fuerza Armada Nacional Bolivariana) un componente íntegro del chavismo”. Consideran a la Milicia Bolivariana, uno de los componentes de las fuerzas armadas burguesas, como la encarnación de “el pueblo en armas” (sic). No debemos olvidar que los militares de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) han reprimido centenares de huelgas y luchas populares en estos años, y que el ministro de la Defensa y otros altos cargos son militares egresados de la Escuela de las Américas yanqui, antro de formación de genocidas.

El gobierno venezolano no es socialista ni revolucionario. Patria Grande dice muy tibiamente que hay “cierta hegemonía de una orientación reformista” y “un gran desafío en la construcción de liderazgos que expresen valores éticos revolucionarios”. Hay que ser claros, se trata de un gobierno burgués que mantiene la industria petrolera en manos de empresas mixtas con transnacionales como Chevron; que ajusta, recortando las importaciones de alimentos para pagar deuda externa; que asesina jóvenes en las calles y lleva a quienes participan en saqueos ante tribunales militares. ¿Por qué apoyan a Maduro a pesar de todo esto? Patria Grande mantiene desde 2013, con apoyo logístico y cargos en el Ministerio de Comunas, a la Brigada Eva Perón en Venezuela, y forma parte de los “ALBA Movimientos”, correa de transmisión de la política chavista en Latinoamérica.

Nuestro llamado a todos los activistas honestos es a denunciar la represión asesina y el ajuste de Maduro, en el mismo espíritu de la carta de despedida del Che Guevara: “Sobre todo, sean siempre capaces de sentir en lo más hondo cualquier injusticia cometida contra cualquiera en cualquier parte del mundo. Es la cualidad más linda de un revolucionario.”

NUESTROS SPOT DE CAMPAÑA

 

Sumate a la campaña del Frente de Izquierda

 

Lecciones de Octubre - Ya a la venta

 

tapa revista internacional n 39

A 40 años del golpe de estado genocida de 1976 homenaje al PST

La agrupación Mundanas ha enviado por las redes un comunicado cargado de mentiras que confirma lo que venimos denunciando desde hace meses; que existe una campaña de calumnias contra nuestra organización que afirma que "defendemos a pedófilos".