Jul 15, 2020 Last Updated 3:36 PM, Jul 15, 2020

Escribe Guillermo Sánchez Porta

El lunes 13 de julio se realizó una nueva reunión de la Mesa Nacional del Plenario del Sindicalismo Combativo (PSC). Como dice el comunicado del PSC, “participaron Rubén “Pollo” Sobrero, secretario general de la Unión Ferroviaria Oeste; Ileana Celotto, secretaria general de la AGD-UBA; Guillermo Pacagnini, secretario general de la Cicop; Alejandro López, secretario general del Sindicato Ceramista de Neuquén; Mariana Scayola secretaria general de Ademys; Sebastián Tolosa, del Sutna-Merlo y secretarios generales y dirigentes de sindicatos” de diferentes lugares del país. Estuvieron también la dirigente ferroviaria Mónica Schlotthauer (poco después se verificó su contagio de Covid-19), Jorge Adaro de Ademys, Angélica Lagunas de ATEN Neuquén, Pablo Almeida de ATE Ministerio de Economía, entre otros. 

Se debatió un balance de lo actuado por el PSC reivindicando las acciones realizadas, como la radio abierta frente al Ministerio de Trabajo en CABA, las diferentes actividades en el país apoyando las luchas en curso (Neuquén, Córdoba, GBA, etc.), el plenario nacional virtual del 27 de mayo, la jornada nacional de lucha del 16 de junio con acciones en muchas provincias y una conferencia de prensa frente el Obelisco, en CABA, en medio de la pandemia que golpea fuerte al AMBA.

Se coincidió en que el PSC se está fortaleciendo como polo de referencia para los que luchan, ante la defección de la burocracia sindical de la CGT y las CTA, logrando incorporar en las diferentes actividades a nuevos luchadores independientes y converger con muchos en las luchas cotidianas. Y que ese es el camino a seguir. Hubo polémicas con los representantes del MST/Ancla cuando nosotros marcamos la postura política y metodológicamente equivocada que tuvieron en la jornada de lucha del 16 de junio, llamándolos a que mantengan la unidad en los acuerdos y debatan leal y fraternalmente las diferencias que siempre van a aparecer. Y, fundamentalmente, que se respeten las posturas que toman los sindicatos que integran el PSC, priorizando la unidad y las acciones genuinas de los trabajadores. 

En la reunión también aprobamos una declaración con eje en el llamado a luchar “para que la crisis no la paguemos los trabajadores”, “por un impuesto progresivo a las grandes riquezas y a las rentas para financiar la emergencia sanitaria, económica y social”. “En el momento que la curva de contagios está en crecimiento, Alberto Fernández, Axel Kicillof y Rodríguez Larreta se aprestan a flexibilizar aún más la cuarentena”, denuncia el comunicado. “El funcionamiento pleno de la mayoría de las industrias involucra a casi tres millones de trabajadores del AMBA, en muchos casos bajo condiciones laborales ajenas al cumplimiento de cualquier protocolo por parte de las patronales”. 

“Mientras las patronales son subsidiadas, al amparo del pacto UIA-CGT-gobierno, se multiplican los despidos (hubo casi 300.000 en dos meses) y se rebajan los salarios. El ministro Guzmán renegocia la deuda externa con los especuladores internacionales cediendo a sus multimillonarias exigencias. Renegociación que contempla las reformas laboral y jubilatoria y la entrega –como garantía de pago– de los recursos naturales de nuestro país”. 

“La contracara es el hambre, los despidos, el desconocimiento de los convenios colectivos, la flexibilización y superexplotación del teletrabajo, los salarios de pobreza y el contagio masivo de la población, sin los recursos sanitarios para su asistencia. Todo esto ocurre con la complicidad directa de la CGT y también de las CTA”.

Ante esto, la Mesa del PSC ratificó las propuestas y el programa, como “la prohibición de despidos y suspensiones, aumento general de salarios y jubilaciones, ayuda social, seguro universal al desocupado, asistencia estatal a las cooperativas y gestiones obreras y medidas de fondo como la nacionalización bajo control de sus trabajadores del sistema de salud, el no pago de la deuda externa y la ruptura con el FMI, la nacionalización de los hidrocarburos, la banca, el comercio exterior y todos los recursos estratégicos y las empresas privatizadas”.

Uno de los puntos más importantes de la reunión fue aprobar el ingreso a la mesa nacional del PSC del Movimiento de Agrupaciones Clasistas (MAC), corriente sindical del PTS, quienes después de más de dos años de rechazar integrarse cambiaron su posición y pidieron su incorporación. Con esta resolución el PSC se fortalece con el ingreso de nuevos luchadores y se sigue potenciando como un polo nacional de coordinación de luchadores antiburocráticos y antipatronales, en la pelea por una nueva dirección en el movimiento obrero. 

La reunión también definió, entre otras cuestiones, impulsar la realización de plenarios en las próximas semanas en distintas provincias. Lanzar una campaña nacional en defensa de las fábricas ceramistas recuperadas bajo gestión obrera de Neuquén. Apoyar las luchas en curso y el paro de los Suteba Multicolores del 15 de julio. Impulsar una acción por la aparición con vida de Facundo Castro. Y llamar a una nueva reunión de Mesa Nacional, ya con la integración del MAC, para armar el cronograma de plenarios provinciales en las próximas semanas y posteriormente un nuevo plenario nacional para impulsar y coordinar los conflictos y un plan de lucha.

Llamamos a todos los luchadores a sumarse y fortalecer la unidad del sindicalismo combativo en el PSC.

 

Escribe Federico Novofoti, Izquierda Socialista, La Plata

Cuando asumió Kicillof anunció que no permitiría el uso de la caja de IOMA por fuera de la obra social. Pero en junio, junto al ministro de Salud, Daniel Gollán, y el presidente de IOMA, Homero Giles, informaron la entrega de 400 millones de pesos mensuales a las cámaras empresarias Acliba y Fecliba.

Esta decisión cayó como un balde de agua fría entre los afiliados, mientras sufren el abandono de la obra social, que niega y/o retrasa por meses la atención. Ahora los médicos de La Plata (AMP) decidieron dejar de atender a los afiliados de IOMA por falta de pago. A IOMA aportan el 4,8% de su salario 2,6 millones de afiliados. Kicillof confirmó que tenía superávit por encima de los 1.000 millones de pesos anuales, pero hay miles de prestaciones que se niegan o reducen y un permanente aumento de los copagos (bonos que deben abonar los afiliados) por consulta médica.

¿Dónde fue a parar todo ese dinero? El gobierno se apropia de los aportes de IOMA, los utiliza a su antojo y mucho va al pago de la deuda externa provincial. Hay innumerables denuncias que aseguran que es una caja negra de la corrupción política, con funcionarios del PJ y Cambiemos, burócratas de UPCN y Suteba y la policía que integran el directorio, desde el cual hacen negociados con cámaras empresariales y algunos profesionales de la salud, pagos con sobreprecios en medicamentos, insumos, material descartable y prótesis; sobrefacturación, compras directas y pago de consultas o internaciones nunca realizadas.

Mientras, la obra social sigue adeudando hasta ocho meses a prestadores –médicos, acompañantes terapéuticos (ATS), cuidadores, fonoaudiólogos, psicólogos, psicopedagogos–, generando incertidumbre sobre la continuidad de la atención. La Agremiación Médica Platense (AMP) reclamó pagos en tiempo y forma a médicos de consultorio y anunció un nuevo aumento en los copagos y el corte de prestaciones en medio de la pandemia.

Este vaciamiento provocó una merma en prestaciones y coberturas a los afiliados, que se ven obligados a peregrinar y a presentar amparos judiciales para lograr atención. En estos años hubo más de veinte muertes por abandono de IOMA, cinco desde que gobierna Kicillof. Múltiples iniciativas vienen realizando familiares de pacientes abandonados por IOMA, que organizan acciones para lograr que cumpla con las prestaciones y ya están coordinando en una comisión, junto con afiliados afectados, la defensa del IOMA.

Repudiamos la utilización de los fondos de IOMA por fuera de las prestaciones. Que se garantice la completa atención de todos los afiliados ya. Que se pague en tiempo y forma a los profesionales prestadores. Impulsamos la democratización del IOMA, con un directorio votado por los trabajadores afiliados en forma directa, con control y auditoría para terminar con la corrupción.

Exigimos a los dirigentes de los sindicatos estatales ATE, Suteba, UPCN y demás, que asuman la pelea en defensa del IOMA y llamamos a apoyar todas las acciones en defensa del IOMA, como las convocadas por la junta interna de ATE IOMA y la Lista Multicolor de Suteba.

Escribe Pedro Rodríguez, referente de la oposición en UTA

Siguen los reclamos en todo el país ante la falta de pago. El lunes, los choferes de Córdoba fueron reprimidos y ocho detenidos, mientras realizaban una movilización. En Río Negro hay paro desde el 2 de julio y siguen sin respuestas. En las marchas gritaban “choferes presentes, la UTA ausente!”. También hay protestas en La Rioja, Santa Fe. Somos esenciales pero no nos pagan, se adeuda aguinaldo, el 18,3% de aumento del 2019, y en algunas provincias se pactó una rebaja salarial! un manoseo que no se aguanta más.

Roberto Fernández, secretario general de la UTA, sólo llamó a medidas parciales ante la presión por abajo. Está jugando con fuego y más preocupado por los subsidios a las patronales que por los salarios de sus afiliados. Tiene miedo de perder el control y donde puede levanta las medidas por migajas, dividiendo la lucha. Eso a pesar de que hay sobradas razones para una lucha nacional, mientras crecen los contagios por Covid–19 y se revela el boicot patronal a las medidas de seguridad.

Pero a pesar del rol traidor de Fernández las luchas siguen. Hay una rebelión por abajo que se sigue desarrollando. Y mientras se pelea, va quedando cada vez más claro el robo de los subsidios. ¿Cómo puede ser que un sistema que necesita subsidios tenga como resultado empresarios millonarios y trabajadores arañando la canasta familiar? Es evidente que de este negociado muerden todos, funcionarios, la UTA y sobre todo las patronales. Es por eso que mientras nos organizamos hay que discutir cómo salir del callejón de los subsidios, sin perjudicar a los usuarios. Si las patronales no bancan, aprovechemos para debatir seriamente  la necesidad  de la nacionalización del transporte, bajo control de los trabajadores y bajo convenio de UTA.

Un capítulo aparte merece Miguel Bustinduy, quien posa de combativo. Intenta montarse sobre el genuino reclamo de los trabajadores sobre los salarios adeudados pero, igual que Fernández, bloquea la unificación del AMBA con el Interior en un verdadero plan de lucha. No impulsa plenarios ni asambleas para discutir esta situación y las medidas a seguir. Bustinduy solo quiere ganar simpatizantes en las bases del interior, donde se conoce menos su trayectoria patoteril de 30 años, primero al lado de Palacios y luego de Fernández. Al igual que Fernández, impide la presentación de listas opositoras en las líneas que representa (DOTA).

La experiencia de estos meses de lucha casi permanente nos debe servir para dar pasos en la construcción de una nueva alternativa, totalmente distinta a la de estos dos viejos aliados. Nada bueno puede venir de quienes manejan el sindicato hace 30 años. Es fundamental seguir luchando hasta cobrar, pero luego, debemos seguir discutiendo como barrer a todos los traidores de nuestro gremio. Quienes hoy toman en sus manos la lucha por lo que nos deben, tiene que ser nuestros futuros delegados y dirigentes. Mientras nuestro sindicato, sus seccionales y los cuerpos de delegados de cada línea estén en manos de estos traidores, la situación no va a mejorar. Queremos una UTA democrática y de lucha, mientras seguimos luchando por la caída y derogación del estatuto proscriptivo de la UTA. Que impide presentar lista opositora a nivel nacional, y que ha sido avalada por los distintos gobiernos.

¡Por un plan de lucha nacional ya! Pago inmediato de todas las deudas salariales y el aguinaldo. No a la rebaja salarial. Bono de emergencia de 20.000 pesos para todos. Apertura inmediata de paritarias. Por una obra social de calidad para los afiliados, controlada por los trabajadores. Protección efectiva por parte de la patronal y el gobierno ante el coronavirus, cumplimiento de los protocolos. Reincorporación de todos los despedidos por razones políticos sindicales. Por la defensa de nuestro Convenio Colectivo de Trabajo  460/73.

Javier Leonforte, para El Socialista, entrevistó a un trabajador aeronáutico de Austral sobre la situación del conflicto.

¿Cómo se organizaron los trabajadores de Austral para impulsar las dos caravanas?

–El martes 5 de mayo nos enteramos que el gobierno busca fusionar Austral con Aerolíneas Argentinas para luego crear nuevas empresas, dividiendo los sectores de mantenimiento técnico y de carga para que perdamos conquistas, flexibilizar el convenio y dejar abierta a futuro la posibilidad de privatizar, tercerizar o cerrar directamente estos dos sectores. Nos organizamos con reuniones virtuales impulsadas por el cuerpo de delegados de Austral, donde resolvimos impulsar las dos caravanas de autos contra el cierre, que hicimos con mucho éxito el 23 de junio y el 6 de julio en plena cuarentena, superando el miedo entre los trabajadores.

¿Qué rol cumplen las conducciones de los gremios aeronáuticos?

Los sindicatos están en un silencio cómplice. El cuerpo de delegados de Austral está reclamando una asamblea general y una lucha común, pero hasta ahora las conducciones se niegan. Por eso nos autoconvocamos, hicimos las caravanas y buscamos la unidad por abajo. Somos miles de trabajadores de las distintas empresas que no cobramos el 50% de nuestros sueldos y hay amenazas de despidos.

¿Empieza a haber unidad y coordinación con los trabajadores de Aerolíneas Argentinas, Latam y las otras empresas aeronáuticas?

Los trabajadores de las distintas empresas nos conocemos y nos estamos uniendo. La patronal de Latam se repartió ganancias millonarias y ahora quiere cerrar para priorizar su negocio en Colombia y Perú, donde hay menos regulaciones. Buscan despedir a más de 1.700 trabajadores y empieza a crecer la unidad en el reclamo en defensa del salario y los puestos de trabajo. Coordinamos con los trabajadores de Latam, de GPS (tercerizada de seguridad de Aerolíneas Argentinas), de Serza (tercerizada de limpieza de AA), de Avianca (doscientos trabajadores que están sin cobrar en Avian Argentina) y de Andes, que apoyaron nuestras caravanas y están dispuestos a pelear. Toda la industria aeronáutica está en estado de alerta y movilización.







Trabajadores de Latam contra el vaciamiento

La aerolínea Latam anunció el cierre de operaciones en varios países, incluido Argentina. Son más de 1.700 familias que ven peligrar sus puestos de trabajo ante el intento de la empresa de vaciar la empresa llevándose las aeronaves que están en el país, para lo que ha contratado mecánicos y pilotos, de una empresa tercerizada de Mendoza, para que pongan en marcha los aviones de matrícula Argentina y así poder llevarlos a Chile. Ante esta maniobra, el martes los trabajadores técnicos de Latam nucleados en el sindicato Ustara frenaron los aviones y la patronal no logró sacarlos del país. Luego de esta importante acción cortaron la avenida Costanera frente al Aeroparque porteño a fin de visibilizar el conflicto, se sumaron trabajadores autoconvocados nucleados en APA y del cuerpo de delegados de los técnicos de Austral que unidos reclamaron “exigirle al gobierno que intervenga y que los sindicatos se pongan al frente de esta pelea”, como dice el comunicado de los trabajadores. Izquierda Socialista acompañó la concentración y Juan Carlos Giordano volvió a llevar la solidaridad de nuestro partido y el Frente de Izquierda Unidad.


Lecheros en lucha por salarios

Los trabajadores de la actividad pararon el pasado lunes en reclamo de una recomposición salarial por el retraso del sector ante la inflación y las postergaciones en las negociaciones. Denunciaron a las patronales que, a pesar de la pandemia, siguen produciendo hasta los días feriados, obligando a los trabajadores a hacer horas extras. Por otro lado, el negocio de la leche en polvo para exportar, a un valor de 3.200 dólares la tonelada, pone al sector como uno de los más beneficiados a pesar de la crisis, motivo suficiente para actualizar los sueldos.

Rápidamente, el Ministerio de Trabajo dictó la conciliación obligatoria, pero desde la Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera (Atilra) comunicaron que el acatamiento al paro fue total.


Hospital Posadas. Repudiamos despido

Al despido del compañero Mariano Roldán, que hasta el jueves 25 brindaba servicios en la atención de pacientes Covid, lo consideramos una medida arbitraria e injusta ya que, tal como fue aplicada, coarta un derecho elemental que como trabajadores nos asiste, el de expresar en libertad planteos y/o reclamos que nos son propios, agravado porque se da en medio de una pandemia donde el Posadas es hospital de referencia frente al Covid-19.

Este despido nos remite al pasado reciente, cuando durante el gobierno macrista cientos de trabajadores, muchxs con veinte años o más de contrato, fuimos despedidxs por el solo motivo de exigir derechos postergados. Todo esto amparado por la precariedad laboral que hoy tristemente continúa. De hecho, Mariano Roldán trabajaba como monotributista, lo que facilitó su separación. 

Tras años de intensos reclamos por nuestra reincorporación, cuando asumió el presidente Alberto Fernández las autoridades del Ministerio de Salud entendieron que nuestros despidos fueron injustos y por ello fuimos reincorporados. Del mismo modo reclamamos al ministro Ginés González García y al director del hospital Posadas, Alberto Maceira, igual tratamiento para con Mariano y que sea reincorporado en lo inmediato. Además, que se cumpla la disposición vigente del Ejecutivo nacional sobre la prohibición de los despidos, en especial por tratarse de personal asistencial, profesional calificado de enfermería, en medio de esta pandemia donde el recurso humano es esencial y fundamental. 

 Los trabajadores del hospital Posadas no podemos permitir un solo despido más. Basta de monotributos y precarización laboral.

Trabajadores reincorporadxs del hospital Posadas


Bariloche. Marcha de choferes

Luego de doce días de paro, el lunes 13 se realizó una marcha impulsada por los choferes desde la base, quienes mantienen un enfrentamiento con el burócrata local que responde a la línea nacional de UTA. El fin de semana hubo una ofensiva del intendente, de la empresa Mi BUS, de la conducción de la UTA local y de algunos medios buscando el enfrentamiento entre trabajadores. El reclamo era por el pago de salarios adeudados y que el SAC no sea pagado en cuatro cuotas. La empresa viene recibiendo subsidios millonarios y escalonados. Debido a la movilización lograron un primer paso, que se les pague el sueldo de junio, mientras sigue la pelea por el aguinaldo completo. Izquierda Socialista estuvo presente marchando con los choferes y solidarizándose con su lucha.


Trabajadores de Noly. Un paso adelante en sus reclamos

La panificadora de zona oeste con plantas en Caseros y Ciudadela es otra de las empresas que tiene trabajadores contagiados con Covid-19 y, sin embargo, la patronal sigue produciendo de manera normal. Los trabajadores, junto a la comisión interna, hace semanas vienen denunciando que la empresa no toma los recaudos necesarios de salubridad. Le exigen a la patronal la realización de hisopados y aislamiento del personal infectado para evitar la propagación de casos que ya alcanzan a una veintena. La comisión interna y la directiva del Sindicato de Pasteleros radicaron una denuncia en el área de Trabajo y de Salud del municipio de 3 de Febrero, que conduce Diego Valenzuela, de Cambiemos. 

Debido a la fuerza de la base y a la visibilidad que empezaron a tener estas denuncias se logró que en estos días se empiecen a realizar los hisopados a los trabajadores y a tomar las medidas de salubridad.


González Catán. No al desalojo de los vendedores ambulantes y feriantes

La semana pasada la policía municipal, por órdenes de funcionarios del municipio de La Matanza, que dirige el peronista Espinoza, desalojó de forma violenta a los manteros que trabajan en el playón de los galpones ferroviarios abandonados de González Catán. En el galpón 3 funciona también un espacio recuperado por los vecinos que luchan contra la contaminación ambiental del Ceamse en la zona, donde se realizan actividades culturales y hay una feria. Los feriantes también fueron violentamente desalojados y les robaron todas sus pertenencias, incluidas sus herramientas de trabajo. El martes 14 se realizó una asamblea en el galpón donde participaron unos 150 compañeros y compañeras, en su gran mayoría vendedores ambulantes y feriantes. Desde Izquierda Socialista nos hicimos presentes con los compañeros de la zona, entre ellos dos vendedores ambulantes, y tomamos la palabra repudiando la represión ordenada por el municipio y la policía y exigiendo que se deje trabajar a los compañeros. A propuesta nuestra se votó la realización de una movilización el próximo martes 21 de julio a las 10 frente al municipio de La Matanza para exigirle al intendente que deje trabajar a los compañeros y cese la represión.





Nuestro semanario. En el que te acercamos el reflejo de las luchas del movimiento obrero, las mujeres y la juventud, además un análisis de los principales hechos de la realidad nacional e internacional.

Es una herramienta fundamental para fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda.

La suscripción del periódico impreso nos permite también seguir editándolo, ya que nos financiamos con nuestros propios aportes y del de los suscriptos.

 

Suscribite a la versión Impresa