May 23, 2024 Last Updated 11:35 AM, May 23, 2024

Luego de la histórica Marcha Federal Educativa del 23 de abril la situación de las universidades sigue siendo crítica. La noticia del acuerdo entre el gobierno nacional y el rector de la UBA para darles el presupuesto de funcionamiento, no termina el conflicto. Este ofrecimiento es triunfo de la lucha, pero falta conseguir el presupuesto para todas las universidades nacionales y sobre todo el presupuesto para salarios.

Es por eso que este miércoles 22 de mayo se llamó a una marcha de antorchas y jornada de visibilización y el 23 a un paro nacional en todas las universidades.

Pilar Barbas, secretaria de la Federación Universitaria Argentina (FUA) y dirigenta nacional se la Juventud de Izquierda Socialista (JIS), dijo: "La propuesta de aumento de presupuestos de funcionamiento para la UBA sin duda fue un triunfo de la histórica marcha del 23 de abril. Pero cuidado, el conflicto no está resuelto, porque es un acuerdo unilateral con la UBA que en ningún lado garantiza la llegada de esos fondos, ni mucho menos que haya propuestas de aumento presupuestario al conjunto de las universidades nacionales."

Pilar Barbas agregó: "En ninguna propuesta del gobierno se habla del aumento de presupuesto para los salarios docentes y no docentes que compone el 96% del presupuesto de cada universidad. Las y los trabajadores de las universidades en los cinco meses del gobierno de Milei vienen perdiendo más del 50% de su poder adquisitivo. Ni hablar que todavía desde el gobierno no dicen nada ni de las becas, ni del boleto educativo, ni ninguna de las reivindicaciones estudiantiles que necesitamos para mantener la cursada. ¡Plata hay! Que deje de ir a los grandes empresarios y al al FMI. Plata para la universidad pública, no para el FMI."

Pilar Barbas finalizó: "Por eso este 22 de mayo volvemos a las calles con una marcha y jornada de visibilización en defensa de la universidad pública, gratuita y de calidad contra el ajuste de Milei y el FMI, y el 23 de mayo acompañamos el paro de nuestros y nuestros docentes y no docentes."

 

Contacto

Pilar Barbas (JIS): 11 2642-5277

Prensa de Izquierda Socialista: 11 6054-0129


Escribe Pilar Barbas, dirigenta nacional de la Juventud de Izquierda Socialista/FIT Unidad y secretaria FUA (Federación Universitaria Argentina)

Mientras Javier Milei siga siendo presidente, las universidades nacionales públicas y gratuitas como las conocemos corren un gran peligro.

El gobierno nacional pretende ahogarlas de presupuesto para avanzar en su plan: el arancelamiento o la profundización de la búsqueda de recursos propios, que les permite, mediante la Ley de Educación Superior (LES) menemista, hacer acuerdos o convenios con multinacionales. ¿Y qué pasará con las universidades que no les parezca rentable a su lógica de mercado? ¡Afuera! Directamente se cerrarían. Como las cinco universidades nacionales que iban a abrir y directamente el gobierno anuló su apertura.

La Marcha Educativa Federal marcó el camino

La histórica jornada del 23 de abril, con más de un millón de personas en todo el país, mostró que la educación pública y gratuita es un derecho que el pueblo trabajador en Argentina no está dispuesto a perder. La marcha excedió la convocatoria de la comunidad universitaria y fue masiva y unitaria. Demostró que ese es el camino a seguir para tirar el plan de ajuste de Milei. Después de esa movilización, el gobierno se vio obligado a llamar a una reunión con los rectores para dialogar, algo que previo a la movilización se había negado. En esa reunión ofreció un paupérrimo aumento del 70%, exclusivamente sobre el presupuesto de funcionamiento que equivale solo al 4% del presupuesto total, lo cual queda muy lejos de lo necesario para funcionar y no soluciona el problema global del presupuesto que es destinado a salarios docentes y no docentes, quienes en estos cinco meses del gobierno de Milei han perdido el 30% de su poder adquisitivo. Sin salarios docentes y no docentes no hay universidad.

Días después, la nefasta Ley Bases negociada con diferentes espacios políticos apareció en escena. Pero esta vez sin que sean incluidas las universidades en las instituciones que el gobierno puede intervenir y sin que sea declarada la educación como servicio esencial, lo que atentaría con el derecho a paro de docentes y no docentes. Estas son pequeñas conquistas de la movilización, pero sin dudas esto es el comienzo. Lejos de cerrar el conflicto con la movilización del 23 de abril la pelea sigue abierta, porque el gobierno nacional no destinó ni el presupuesto necesario para el funcionamiento de las unidades académicas, ni para los salarios, ni aumentó ni otorgó las becas estudiantiles necesarias. El pliego de reivindicaciones sigue siendo el motor de la lucha que tenemos que seguir impulsando en defensa de nuestras universidades.

Desde la Juventud de Izquierda Socialista (JIS) pensamos que el camino sigue siendo la construcción de un plan de lucha unitario junto a nuestres docentes y no docentes hasta conseguir el presupuesto. Mientras seguimos exigiendo a las conducciones estudiantiles de las federaciones y centros de estudiantes, en manos de la Franja Morada (UCR) y el peronismo (Cámpora, Miles, JUP, Mella, etcétera), que convocaron la movilización unitaria del 23 que sigan impulsando instancias de participación, con nuevas convocatorias a asambleas y acciones de lucha y visibilización. La pelea por la conquista del presupuesto sigue abierta así como también el plan de lucha contra el gobierno de Milei.

Toda la comunidad universitaria tiene una parada fundamental: movilizarnos el día en que se trate la Ley Bases en el Senado y la exigencia a las centrales sindicales de la continuidad del plan de lucha con un paro de 36 horas.

Desde la Juventud de Izquierda Socialista seguiremos impulsando en todo el país la lucha en defensa de la educación pública, generando instancias de participación estudiantil y dando la pelea para conseguir el presupuesto.



Escribe Pili Barbas, secretaria de la FUA y dirigenta nacional de la Juventud de Izquierda Socialista (JIS)

Una movilización histórica. Más de un millón en las calles se manifestaron en todo el país en defensa de la Universidad Pública y Gratuita. Un derecho que ni estudiantes ni las y los trabajadores estamos resignados a perder. “La educación no se vende, se defiende” fue un grito colectivo que orgullosamente se cantó en las movilizaciones de las principales ciudades del país.

En la Ciudad de Buenos Aires, epicentro de la Marcha Federal, desde muy temprano se colmaron las calles de las inmediaciones de la Plaza Congreso y también de la Plaza de Mayo con las banderas de los Centros de Estudiantes, y coloridos carteles hechos a mano que habían sido preparados con anticipación. Es que nadie quería perderse la convocatoria y ser parte de esta historia. Se calcula que en la marcha de CABA hubo más de 800.000 personas y a nivel nacional más  de un millón. Reflejando que esta protesta es masiva y nacional y que el camino para conseguir el presupuesto pasa por profundizar la lucha.

La defensa de la Educación Pública y Gratuita fue tomada por el conjunto de la sociedad y familias enteras se organizaron para participar de la marcha convocada desde la mesa de Coordinación Gremial Nacional, la Federación Universitaria Argentina (FUA) y el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN). La respuesta al brutal ataque de Milei que pone en peligro las universidades fue masiva y demostró la fuerza que tenemos para defender y pelear por nuestras conquistas. Con esta fortaleza que nos dio la movilización, ahora debemos seguir con un plan de lucha unitario elaborado con toda la comunidad educativa hasta conquistar el presupuesto que necesitamos para que las universidades puedan seguir funcionando.

Como lo venimos alertando desde la Juventud de Izquierda Socialista (JIS) el ultraderechista de Milei le declaró la guerra a la Educación Pública y Gratuita, congelando el presupuesto y llevando una campaña de desprestigio en la que señala a las universidades públicas como “centros de adoctrinamiento ideológico” demostrando hasta dónde llega su odio a lo público, a lo estatal y a las familias trabajadoras, que si no fuera por la gratuidad, no podríamos estudiar. Es inadmisible que siga avanzando el achicamiento de las universidades por la falta de presupuesto. Plata hay, pero el gobierno de Milei elige no destinarla a educación y sí al pago de la deuda y al FMI. Tampoco puede ser una salida el avance de la privatización con multinacionales o acuerdos externos que entreguen nuestra educación al servicio de intereses ajenos. Ya pasado el #23A y habiendo ganado las calles debemos continuar la lucha en defensa de la Universidad Pública y Gratuita y debatir democráticamente en instancias colectivas, como la seguimos. Te invitamos a dar esta pelea con nosotres, participá de las charlas, plenarios y reuniones que desde la JIS estamos organizando para pensar colectivamente cómo seguimos impulsando la pelea porque a la educación pública y gratuita la defendemos entre todes. Sumate.  


Escribe Pili Barbas, dirigenta nacional de la JIS-Juventud de Izquierda Socialista y Secretaria FUA (Federación Universitaria Argentina)

El martes 23 de abril, estudiantes, docentes y no docentes nos movilizamos en defensa de las universidades públicas y gratuitas. Nos organizamos contra el recorte presupuestario de Milei que ataca el derecho a la educación. Sumate con la JIS-Juventud de Izquierda Socialista a construir una jornada masiva que le pare la mano a este gobierno ultraderechista y reaccionario que aplica la motosierra contra el pueblo trabajador.

Esta semana el Frente Sindical de Universidades Nacionales y la FUA, resolvieron ponerle fecha a una gran Marcha Federal Universitaria para el 23 de abril a la que se sumaron también desde el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) que nuclea a los rectores. Esta movilización es una instancia fundamental para potenciar el plan de lucha que venimos impulsando para conseguir el aumento presupuestario y que las universidades no se cierren. Como lo venimos alertando desde la JIS, el riesgo es inminente. Todas las semanas nos enteramos de nuevas medidas de recorte en distintas universidades: teóricos que se empiezan a dar cada quince días, cupos de inscripción en las materias, áreas cerradas por falta de pago.

Estas medidas las ejecutan los rectores y decanos que en sus propias unidades académicas equivocadamente, administran la miseria. Es inadmisible que siga avanzando el achicamiento de las universidades por la falta de presupuesto. Tampoco puede ser una salida buscar “recursos propios” con multinacionales o acuerdos externos que son un camino hacia la privatización. La situación que viven las universidades es gravísima y un plan de lucha para defenderlas es fundamental. Si a la guerra declarada por Javier Milei hacia la educación pública y gratuita congelando el presupuesto, le sumamos todas sus últimas declaraciones donde calumnia diciendo que son lugares de “adoctrinamiento ideológico” claramente nuestra respuesta tiene que ser contundente.

Esta semana el 10 y 11 hay paro docente con clases públicas y acciones de visibilización. Seguramente antes de la marcha educativa se seguirán planteando instancias de organización como asambleas, ruidazos, cacerolazos, festivales que tendremos que llenar de participación estudiantil. Desde la JIS- Juventud de Izquierda Socialista, planteamos dos tareas fundamentales para generar un plan de lucha a nivel nacional que pueda torcer el plan de Milei y conseguir presupuesto educativo para salarios docentes, becas estudiantiles y un boleto educativo a nivel nacional. Por un lado es necesaria la más amplia unidad, sin sectarismos, para convocar acciones contundentes que involucren a toda la comunidad universitaria. En eso el llamado a movilizar para la marcha federal es ordenador, y tenemos que apostar a redoblar esfuerzos para que sea una marcha masiva. Y por el otro lado, seguir impulsado las instancias de participación estudiantil junto a docentes y no docentes que construya un plan de lucha con todos los claustros y con instancias interfacultades para coordinar las acciones. En eso seguiremos dando la pelea cotidiana exigiendo a las conducciones estudiantiles burocráticas que están en manos del radicalismo (UCR) y el peronismo (JUP, Cámpora, Mella, Miles,  etc) a que convoquen a un plan de lucha con continuidad hasta que derrote el plan de ajuste. Al mismo tiempo peleamos por Centros de Estudiantes combativos y que sean independientes de los gobiernos, como lo son las conducciones del Cehuma y Cetraso en la Universidad del Comahue en Neuquén dirigidas por  JIS y que asumieron la responsabilidad de encabezar un plan de lucha por el presupuesto universitario debatido democráticamente en asambleas. La pelea en defensa de la universidad pública contra los ataques de Milei nos involucra a todes y tenemos que ganarla. Sumate a ser parte de esta lucha con la JIS- Juventud de Izquierda Socialista en el Frente de Izquierda Unidad.


Escribe Pili Barbas, dirigenta de la Juventud de Izquierda Socialista y secretaria ejecutiva FUA

El viernes 1° de marzo en el marco de la movilización al Congreso en repudio a la apertura de sesiones por Javier Milei, se convocó un primer “Molinetazo” que se realizó en las estaciones de Once, Constitución y Retiro. La acción fue impulsada desde la comisión estudiantil de Unidxs por la Cultura, centros de estudiantes y asambleas barriales, que de manera performática, y recordando a los “Molinetazos” realizados por les jóvenes chilenes, visibilizó que ante la suba de las tarifas del transporte público, pagar el boleto todos los días para ir a estudiar y trabajar se hace insostenible. Si con las subas de las tarifas de febrero ya se vuelve una odisea llegar a fin de mes, todo será mucho peor si logran meter los tarifazos previstos para abril y junio. A todo esto hay que sumarle que muchas universidades nacionales y terciarios aún no cuentan con un boleto educativo y donde existe muchas veces el monto queda desactualizado ante la brutal inflación. Esto puede provocar que muches estudiantes tengan que dejar de ir a cursar por no poder pagar el boleto. Por eso la consigna de un boleto educativo a nivel nacional, para estudiantes, docentes y no docentes se vuelve fundamental.
El “Molinetazo” que realizamos en Once se unió a una acción convocada por  nuestros compañeros ferroviarios del Sarmiento, que están impulsando una fuerte pelea contra la privatización de nuestros trenes con la campaña “Salvemos al Tren”. La unidad mostrada en las acciones entre les trabajadores del ferrocarril, del subte, estudiantes y asambleas barriales muestra el camino de la organización obrera estudiantil que se necesita para torcer el plan motosierra de Milei.

Está previsto un nuevo “Molinetazo” para el viernes 15 de marzo, tenemos que seguir impulsando en todos los lugares de trabajo y estudio otra gran jornada de lucha.

Nuestro semanario. En el que te acercamos el reflejo de las luchas del movimiento obrero, las mujeres y la juventud, además un análisis de los principales hechos de la realidad nacional e internacional.

Es una herramienta fundamental para fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda.

La suscripción del periódico impreso nos permite también seguir editándolo, ya que nos financiamos con nuestros propios aportes y del de los suscriptos.

 

Suscribite a la versión Impresa

Más Leídos

A cinco meses de Milei / Dos paros generales y ninguna ley

A cinco meses de Milei / Dos paros …

15 May 2024 El Socialista N° 582

Alerta Rigi

Alerta Rigi

15 May 2024 El Socialista N° 582