Jul 17, 2024 Last Updated 6:04 PM, Jul 17, 2024


Escribe Mónica Schlotthauer, diputada nacional Izquierda Socialista/FIT Unidad
 
La movilización empujada por las mujeres y sectores populares que en Corrientes reclaman la “aparición con vida de Loan” y denuncian que “es trata”, puso a la luz la cadena de encubrimientos y complicidades que conforman las redes de compra y venta de niñas y niños en nuestro país. El caso Loan cuestionó a los funcionarios, jueces, comisarios y políticos locales, pero también a toda la dirigencia política patronal nacional, porque este caso no es aislado: 1.777 niñas y niños son buscados en todo el país y la mayoría de ellos pobres.

En Argentina no es delito penal comprar y vender y/o apropiarse de niños y niñas para las mal llamadas “adopciones ilegales”. Desde el 2012 la Corte Interamericana de Derechos Humanos ya aplicó dos sentencias contra nuestro país por este vacío legal que favorece la trata de menores, mientras que reclama que se tipifique como un delito de trata. Por eso decimos que este vacío legal muestra cómo los gobiernos y los partidos patronales son cómplices y responsables del avance sistemático y desgarrador de las redes de tráfico de niños y niñas, bebés y mujeres con fines de explotación.

Media sanción a una ley de más impunidad

Ante la indignación que recorre el país, la Cámara de Senadores dio media sanción por unanimidad a un proyecto de ley que busca “llenar este vacío legal”, pero que es una verdadera trampa que seguirá favoreciendo a las redes de compra y venta de niños, porque no considera la venta como delito de “trata”, sino que lo tipifica como “robo de identidad”. El proyecto del Senado tiene además otro problema, facilita la impunidad al requerir que se compruebe el delito con la existencia de “precio, retribución, remuneración, contraprestación o promesa de ello”, cuando sabemos que los traficantes no operan con recibos, facturas, pagarés o balances contables porque es un negocio ilegal.

¿Qué ocurre en nuestro país mientras tanto? Sólo en la provincia de Entre Ríos, el 61,5 % de las ventas son bebés de una semana, el 23% van de ocho días a tres meses de vida y el 84% se realizan por “agencias”, es decir un negocio organizado. Esos bebés nacen como una mercancía de un mercado multimillonario. Las redes atacan a las poblaciones pobres, muchas veces niñas y niños se entregan de forma gratuita, bajo el engaño o abusos de autoridad. Por ejemplo niñas y adolescentes violadas y sin acceso al aborto legal y son engañadas por ONGs para entregar a las y los bebés. Así lo narra la denuncia de una joven sobreviviente de un cautiverio dónde la violaban drogada para embarazarla y vender el bebé.

Milei y sus referentes ya anunciaron en la campaña electoral su aval a la venta de niñas y niños e incluso de órganos. El propio senador riojano de La Libertad Avanza lo reiteró en el Congreso. Según especialistas de las Defensorías Públicas, Argentina es elegida por los traficantes por la corrupción, la devaluación del peso que hace más rentable la exportación de la niñez, como lo fue históricamente Ucrania. Por eso decimos: la compra venta de niñas y niños es trata. Los gobiernos son responsables. ¡Por Loan, Tehuel y por todes sigamos en las calles como el pueblo de Corrientes!
 
 
 

Para este 9 de Julio, en el 208 aniversario de la Declaración de la Independencia nacional, Milei prepara una vigilia el día de hoy, donde después de las 12 de la noche firmará el denominado “Pacto de Mayo” con los políticos patronales que los acompañen.

La diputada Mónica Schlotthauer (Izquierda Socialista/FIT Unidad) señaló: “Se reunirán Milei y los políticos cómplices para “sellar los acuerdos básicos para sacar a la Argentina adelante”, según dicen. Pero será todo lo contrario. Quieren redoblar el plan motosierra, el saqueo y la dependencia con el imperialismo para beneficiar a las multinacionales y al Fondo Monetario”.

Schlotthauer agregó: “Entre los puntos que se van a firmar se llama a “respetar la propiedad privada”, pero sólo de los capitalistas, porque para el pueblo trabajador solo hay robo salarial, más impuestos y pérdida de derechos; “reducir el gasto público”, es decir, las jubilaciones y presupuestos educativos y en salud; habrá menos impuestos para los ricos; se dice “avanzar en la explotación de los recursos naturales”, es decir, más saqueo extractivista y contaminante con el RIGI; y habla de una “reforma laboral y previsional”, es decir, más legislación antiobrera y contra nuestras jubiladas y jubilados. Un plan de guerra contra el pueblo trabajador”.

Schlotthauer prosiguió: “¿Puede ser tan cínico este gobierno y decir que se va a reunir en la Casa de Tucumán en una fecha tan sentida con el “objetivo de reconstituir y reinsertar a nuestro pueblo en la senda del desarrollo y la prosperidad”, cuando vienen de votar una ley Bases antiobrera y antipopular y está despidiendo a miles de trabajadoras y trabajadores, mientras trata de héroes a los empresarios que fugan plata? Pisotean la gesta independentista de San Martin, Belgrano y tantos patriotas que dieron la vida luchando contra la dominación de España y toda potencia extranjera, poniendo a nuestro país de rodillas al imperialismo, las multinacionales del saqueo y el FMI. Próceres que murieron pobres, presos o en exilio, mientras estos políticos corruptos son cada vez más ricos robándole al pueblo trabajador”.

Schlotthauer finalizó: “Milei y sus socios representan a una dirigencia política patronal ajustadora, entreguista y saqueadora devota de quedarse con lo ajeno y de entregar nuestra tierra, pisoteando la memoria de quienes dieron la vida por nuestra independencia. Nosotros, en cambio, desde Izquierda Socialista y el FIT Unidad, peleamos por una segunda y definitiva independencia que rompa los lazos con el FMI y deje de pagar la usurera deuda externa. Lo hacemos ahora contra Milei, como también lo hicimos bajo los gobiernos anteriores. Kicillof, por ejemplo, dijo que no va a Tucumán, pero Alberto y Cristina pactaron con el FMI”.

 

Contacto:

Mónica Schlotthauer: 11 6458-5777

X: @monschlotthauer

IG: monica.schlotthauer.diputada

Prensa de Izquierda Socialista: 11 6054-0129


Escribe Mónica Schlotthauer, diputada nacional Izquierda Socialista/FIT Unidad
 
Entre gallos y medianoche, la Cámara de Diputados acabó aprobando la Ley Bases con la complicidad de PRO, la UCR, el bloque de Pichetto, la Coalición Cívica y los partidos provinciales. Un paquete de leyes anti obreras que beneficia a los grandes empresarios, a las multinacionales del saqueo. Fue un “pacto de gobernabilidad” de Milei con los partidos patronales para que siga con su plan motosierra como lo pide el Fondo Monetario.

Se trata de un paquete de leyes regresivas, por eso la bancada del Frente de Izquierda no tuvo ninguna duda en rechazar de plano todos los artículos del paquete fiscal y de la Ley Bases. No hay nada de nuevo en este proyecto del ultraderechista Milei, son medidas reaccionarias que ya se aplicaron en los años ´90 con Menem y el Partido Justicialista y fracasaron. Dejaron un ejército de desocupados y las empresas del estado fueron entregadas por monedas a manos privadas. Privatizaciones que nos llevaron a tragedias anunciadas, como la masacre de Once con 52 muertos y 700 heridos, al vaciamiento de Aerolíneas Argentinas o la destrucción de YPF. Políticas que lejos de llevarnos al primer mundo como nos prometían, nos hundieron en la desocupación y la miseria.

Por eso cada vez que este proyecto fue al Congreso, el gobierno de Milei tuvo que montar un descomunal operativo represivo, única forma de pasar medidas que son rechazadas por las y los trabajadores, jubilados y sectores populares, como las facultades delegadas otorgadas a un presidente que dice que quiere destruir el Estado. Que propone una reforma anti laboral, que vuelve con el impuesto al salario, que ofrece privatizaciones como la del ferrocarril y otros servicios esenciales, mientras por otro lado le otorga enormes privilegios a las grandes multinacionales.

El RIGI un proyecto a la medida de las multinacionales

El Régimen de Incentivos a las Grandes Inversiones (RIGI) es uno de los aspectos más nefastos del proyecto. Es uno de los puntos centrales de la propuesta de Milei que incentiva inversiones en minería, petróleo, gas y probablemente agroindustria mediante políticas de exención impositiva, fiscal y aduanera por un período de treinta años. Una política que proyecta un país que se consolide como productor primario, con escasa contratación de mano de obra y con carta blanca para que las multinacionales determinen los negocios sin control del estado. Una ley que no solo es anti obrera y anti popular, sino que pretende callar la boca a los pueblos que reclaman contra los desastres ambientales y la contaminación del agua producida por megaminería extractivista.

Es una ley que nace manchada por la corrupción de toma y daca de Milei con sectores de parlamentarios y gobernadores. En el senado el proyecto pasó con compra de votos a cambio de embajadas, con promesas de favorecimientos y con partidas especiales a los gobernadores que consiguieron los votos favorables. Un negocio en el que entraron gobernadores peronistas de Unión por la Patria como Jaldo de Tucumán o Jalil de Catamarca. Fue lamentable el papel del peronismo en su conjunto que se limitó a criticar estas leyes por inconstitucionales para terminar diciendo que se postula para “restituir” todo lo que se está perdiendo con Milei si gana las elecciones en 2027.

Una vergüenza, porque su política es dejar correr el brutal ajuste de Milei pensando en las próximas elecciones mientras se suceden decenas de miles de despidos, tenemos jubilaciones de hambre, se ataca y destruye la educación y la cultura y se entrega el patrimonio y las riquezas del subsuelo a las grandes multinacionales. Tampoco la CGT llamó a movilizar contra la votación en el Congreso ni le dio continuidad al plan de lucha con 36 horas de paro para enfrentar estas medidas reaccionarias, demostrando su complicidad con los partidos patronales para que no les toquen las cajas sindicales. Solo el sindicalismo combativo y la izquierda enfrentamos de forma consecuente las políticas del gobierno.

La Ley Bases se votó pero la lucha continúa

Los partidos patronales demoraron seis meses para aprobar la primera ley del gobierno ultraderechista de Milei. Eso fue así, porque durante todo ese tiempo la resistencia a las medidas del plan motosierra fue muy grande. En este corto tiempo se realizaron importantes movilizaciones, dos paros generales e infinidad de huelgas por sectores contra los ataques del gobierno que inhibían a los políticos patronales a votar estos proyectos sin pagar las consecuencias. Finalmente, la “oposición amiga”, acabó aprobando el proyecto a cambio de favores.

Ningún artículo de esta ley nos beneficia, al contrario, con esta política, la tendencia es a que se profundice el desempleo, la desinversión de proyectos sociales, la pérdida salarial y jubilatoria y que aumente la miseria. Desde nuestra bancada de Izquierda Socialista en el Frente de Izquierda Unidad y desde el sindicalismo combativo, te convocamos a continuar la lucha por nuestros derechos y a exigirle a la CGT y las CTA un verdadero plan de lucha para derrotar el plan motosierra de Milei y el FMI.

Desde su bancada, Monica Schlotthauer promueve la campaña Salvemos al Tren

 

 

Mónica es dirigenta nacional de Izquierda Socialista y diputada nacional por la provincia de Buenos Aires como parte de las bancas rotativas del Frente de Izquierda Unidad.

Es ferroviaria, feminista y socialista. Forma parte del combativo cuerpo de delegados de la Seccional Oeste de la Unión Ferroviaria junto a Rubén “Pollo” Sobrero.

Tiene sesenta años. Nació y vive en Isidro Casanova, partido de La Matanza. Comenzó a militar en la izquierda bajo la última dictadura militar. Fue delegada y parte de la directiva de Asociación de Trabajadores de la Sanidad (ATSA) en la década del ‘80, en las primeras listas antiburocráticas que se conformaban contra las listas únicas en los sindicatos.

En 2015/2017 fue diputada provincial en la legislatura de la Provincia Buenos Aires y en 2019 y 2021 fue diputada nacional, siempre por Izquierda Socialista, percibiendo un ingreso equivalente a su sueldo de ferroviaria y donando el resto de su dieta para las luchas y la construcción partidaria. Al final de sus mandatos volvió a trabajar en el sector Limpieza del ferrocarril Sarmiento, siendo noticia internacional.
Se destacó en la lucha contra la privatización y la corrupción que llevaron a la masacre de Once. Es constructora de la agrupación ferroviaria “Mujer Bonita es la que Lucha” que logró la igualdad laboral y de la “Casa que Abraza” para combatir la violencia de género en el ferrocarril.

Es dirigenta de la agrupación feminista socialista Isadora, una de las firmantes del proyecto de Ley por el aborto legal, seguro y gratuito, y referente de la lucha de las mujeres y demás personas con capacidad gestante.

Schlotthauer presentó diversos proyectos de ley: el de la reestatización del sistema ferroviario y del sistema de autopistas junto a trabajadores de Vialidad y organizaciones de usuarios; contra el extractivismo saqueador de la megaminería; por la ruptura con el FMI y el no pago de la deuda externa; por un sistema de salud nacional, estatal, gratuito y de calidad; ley de cupo laboral trans en el transporte; la construcción de 500.000 viviendas populares con la plata que se va para la deuda externa, entre otros.

 
Mónica en la estación de Once en sus tareas

Este jueves 4 de julio, desde las 8:30, las y los trabajadores del Hospital Posadas (Pte. Illia s/n y Marconi, El Palomar) harán una protesta exigiendo la reincorporación de todas y todos los despedidos en un día de paro por 24 horas.

La diputada Mónica Schlotthauer llevará la solidaridad desde su flamante banca de Izquierda Socialista en el FIT Unidad

Schlotthauer señaló: “Los casi 90 despidos de personal médico de alto prestigio del Posadas es una política criminal de Milei, aprovechándose que el 90% viene precarizado desde los gobiernos anteriores. Despidos que abarca a trabajadores de 5 a 20 años de antigüedad en áreas claves como Emergencias, Radiología o Biología Molecular para el tratamiento del cáncer. Menos trabajadoras y trabajadores es menos acceso a la salud para el pueblo trabajador”.

Schlotthauer finalizó: “El hospital Posadas es fundamental no solo para poder curar al pueblo trabajador de la zona, sino también de todo el país, ya que es el hospital de alta complejidad más importantes de América Latina. Voy a estar llevando la solidaridad por la reincorporación, exigiendo que la CGT deje de mirar para otro lado y convoque a un plan de lucha nacional con un nuevo paro de 36 horas para frenar los despidos y poder derrotar el plan motosierra de Milei y el FMI. Es una tarea de todas y todos defender al Posadas y a sus trabajadoras y trabajadores”.

Presentación de proyectos de repudio a la represión y los despidos en el INTI y el Hospital Posadas: AQUÍ

 

Contacto:

Mónica Schlotthauer: 11 6458-5777

X: @monschlotthauer

IG: monica.schlotthauer.diputada

Prensa de Izquierda Socialista: 11 6054-0129

 

Nuestro semanario. En el que te acercamos el reflejo de las luchas del movimiento obrero, las mujeres y la juventud, además un análisis de los principales hechos de la realidad nacional e internacional.

Es una herramienta fundamental para fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda.

La suscripción del periódico impreso nos permite también seguir editándolo, ya que nos financiamos con nuestros propios aportes y del de los suscriptos.

 

Suscribite a la versión Impresa

Más Leídos

Asonada militar frustrada en Bolivia

Asonada militar frustrada en Bolivi…

03 Jul 2024 El Socialista N° 585

Pacto de Mayo en Tucumán / Milei firma “el acta de la dependencia”

Pacto de Mayo en Tucumán / Milei f…

08 Jul 2024 COMUNICADOS DE PRENSA

Después de la Ley Bases / Un gobierno en crisis

Después de la Ley Bases / Un gobie…

03 Jul 2024 El Socialista N° 585

Loan: la desaparición que indigna a un país

Loan: la desaparición que indigna …

03 Jul 2024 El Socialista N° 585