Dec 05, 2022 Last Updated 3:05 PM, Dec 5, 2022


Escribe Olga Ortigoza, directiva Multicolor Suteba La Matanza

Por segunda vez en 15 días, la docencia bonaerense decidió sumarse al paro convocada por la Multicolor de Suteba, desde las seccionales de Tigre, Bahía Blanca y Marcos Paz. La información del gobierno dice que fue un parazo, con adhesión cercana al 85% en el gran Bs As y también en Bahía Blanca, Mar del Plata o La Costa. El Plenario Provincial de Delegados Multicolor (PPD) definió este paro, tomando los reclamos de la docencia en las escuelas. El paro muestra un enorme hartazgo por un sinfín de problemas, comenzando por el salario de pobreza, la sobrecarga laboral, agresiones contra la docencia, infraestructura, el abandono de IOMA, cierres de escuelas y cursos, despidos docentes o los intentos de imponer la 5° hora.

Los aprietes y amenazas del gobierno, la burocracia Celeste de Suteba, inspectores y algunos directivos Celestes, que era ilegal parar, habría descuentos, despidos, sanciones, etc., no pudieron frenar la voluntad de lucha. Quedó claro una vez más que la burocracia puede ganar con fraude y aparato una elección gremial, pero en las escuelas la relación es opuesta: la mayoría los rechaza y sigue las propuestas de lucha de la Multicolor. Ahora es fundamental una buena organización a la lucha, darle continuidad y presencialidad al PPD Multicolor para desde allí evaluar, traer mandatos y definir el monto del reclamo salarial y la continuidad de la lucha. Y avanzar en que la bronca se traslade a las calles. El acto con Ademys y Amsafe en Casa de Santa Fe, la movilización en La Plata y en Bahía por las escuelas de arte, en Tigre y Escobar por IOMA, son los primeros pasos para unificar la lucha y avanzar en la movilización, única manera que Kicillof nos escuche y la burocracia de Baradel se vea obligada a llamar a alguna medida de fuerza. Desde Docentes en Marcha llamamos a luchar, a enfrentar el ajuste de Kicillof, exigiendo plata para salarios y educación, no para el FMI. Y a convocar rápidamente un nuevo PPD Multicolor.

Escribe Guillermo Sánchez Porta

Las elecciones de Ctera volvieron a demostrar el enorme distanciamiento entre la burocracia sindical y las bases docentes. Como nunca, la participación nacional fue mínima. Y el fraude de la Celeste, enorme. Donde se pudo fiscalizar algo y la docencia participó, se reflejó la bronca hacia Alesso y Baradel. Lo más destacado es el enorme triunfo de la Multicolor encabezada por Angélica Lagunas en toda la provincia de Neuquén. También se ganó en Santa Cruz, Rosario, Tigre y seccionales multicolores de Suteba, y fue una buena elección en Córdoba y seccionales bonaerenses.
 
Que la burocracia sindical Celeste estaba muy preocupada, se evidenció en las maniobras fraudulentas que nunca se habían dado en elecciones anteriores de Ctera, al menos de esta magnitud. A tal punto que con la Multicolor debimos presentar una impugnación al ministerio de Trabajo, en donde denunciamos que la Junta Electoral Celeste “se negó a entregar y mostrar los padrones. No emitió las credenciales de fiscales generales en Buenos Aires, CABA, Misiones, Salta y Córdoba, impidiendo la fiscalización y la licencia para poder fiscalizar. No entregó las planillas de escrutinio, ni los recorridos de urnas volantes, y no entregó ninguna boleta a la lista Multicolor. Además, el día de las elecciones las urnas venían con el triple de boletas Celeste y menos boletas de la Multicolor que los empadronados para votar, obligando a frenar las elecciones hasta conseguir boletas en otras escuelas, donde pudimos tener fiscales. ¡Imaginen donde no fiscalizamos! Por supuesto que el ministerio de Trabajo del gobierno no se ha expedido sobre estas denuncias, todas documentadas.

Por eso la Celeste hasta el día de hoy no pasó los datos numéricos oficiales de cada urna. La votación fue muy baja (en Córdoba o en La Matanza menos del 20%, en Chubut el 11% y así en todo el país). Y no casualmente en las provincias donde no hubo fiscalización (que ellos mismos impedían) los porcentajes de votación fueron mayores al 80% ¡Una burla! Esa misma noche Baradel informó que habían ganado con el 85% de los votos. Al día siguiente bajaron al 76%...

En este marco fraudulento, hubo pocos lugares donde la docencia decidió utilizar las elecciones para demostrar su rechazo a la burocracia. El más importante fue Neuquén, donde Angélica Lagunas es secretaria general de ATEN Capital. Allí, donde el burócrata de ATEN Capital, Guagliardo, también era candidato, la Multicolor le dio una paliza a la lista Celeste: la Multicolor 3.508, la Celeste 2.518. En la seccional Capital fue de 1.680 a 538 ¡Más de mil votos de diferencia! También en Plottier, Picún Leufú y San Francisco de Chañar, donde dirige la Multicolor. Y en seccionales celestes como Zapala y Cutral Có – Plaza Huincul. El resultado muestra que está planteado dirigir la docencia neuquina, no solo en las luchas, sino también recuperando ATEN. Y confirma la importancia de encabezar la Multicolor Nacional con una luchadora como Angélica Lagunas, refrendada masivamente por la docencia de su provincia.

También en Amsafe Rosario se ganó ampliamente y se realizó una muy buena elección provincial. En Suteba Tigre, Marcos Paz y Bahía Blanca, donde dirige la Multicolor, ganó holgadamente. También en Córdoba, donde pese a la baja participación, en la Capital estuvimos a pocos votos de ganar.
Una votación simbólicamente importante fue en la provincia de Santa Cruz, la que gobierna Alicia Kirchner. ¡Allí la Multicolor llegó al 85% de los votos y ganó en todas las filiales! Allí, en una política vergonzosa de capitulación a la burocracia Celeste, la conducción Lila de “Otro Sindicalismo es Posible” llamó a no votar ni a la Celeste ni a la Multicolor, porque los dos son “agrupamientos burocráticos”, sector que fue otro de los derrotados en estas elecciones. En donde dirige Docentes en Marcha, San Julián y Pico Truncado, fueron los porcentajes más altos de votación.

Los grandes perdedores, una vez más, fueron los burócratas de la Azul y Blanca, CCC, del PCR maoísta, que quedaron últimos, lejísimos, con porcentajes insignificantes. Ni siquiera en sus viejos bastiones, Berazategui, Quilmes o donde conducen, Chubut, pudieron evitar perder por paliza.
La elección Multicolor reafirmó la importancia de la unidad de toda la oposición antiburocrática y combativa, para organizar a los luchadores y seguir dando pelea a la política de ajuste del gobierno nacional y los gobernadores, y a las capitulaciones de los burócratas sindicales kirchneristas.


Escribe Olga Ortigoza, directiva de Suteba La Matanza

En un verdadero martes 13 para la burocracia sindical y el gobierno de Kicillof, la docencia bonaerense empezó a empalmar con las provincias en lucha. Por más que cada dos o tres meses la burocracia sindical de Baradel del Suteba y la FUDB informa que el gobierno de Kicillof “adelantó” alguna cuota de “aumento salarial” que firmaron en paritarias, la plata no alcanza para llegar a fin de mes. El salario docente sigue por debajo de la línea de pobreza, con una inflación galopante. A esto se agregan las malísimas condiciones laborales, las escuelas en pésimo estado, la presión cotidiana de decenas de tareas administrativas y aulas súper pobladas. Docentes que están trabajando bajo contratos temporales, sin derechos laborales ni estabilidad, que son despedidos y se quedan sin ningún ingreso. Y miles que ni siquiera consiguen esos contratos basura y semanalmente regresan frustradas a sus casas, sin poder tomar un cargo.

En esta situación, hay hechos que rebalsan el vaso. Los ajustes al presupuesto para personas con discapacidades son repudiables. Y los numerosos hechos de violencia contra la docencia en las escuelas, falsas denuncias, agresiones verbales y físicas y hasta detención de docentes, son directamente inadmisibles. Son parte de una fuerte campaña del gobierno y sus partidos y punteros barriales, con fuerte repercusión mediática, que quieren romper el vínculo social de la escuela pública con su comunidad, desprestigiando, generando desconfianza en las escuelas y docentes, reivindicando las escuelas privadas como garantía de “educación cuidada”. A estos ataques se suman denuncias judiciales y hasta detenciones sin ningún tipo de pruebas a docentes. La pena a treinta años de prisión al docente Lucas Puig generó un fuerte repudio en la docencia.

Por esto fue creciendo la necesidad de llamar a un paro en rechazo a todas estas situaciones. Así, desde los Suteba Multicolores Tigre, Bahía y Marcos Paz definimos convocar a un paro de 24 horas el viernes 2 de septiembre. A esa acción nos sumamos de manera autoconvocada las minorías de las directivas de La Matanza o Moreno, agrupaciones y dirigentes Multicolores de los demás distritos bonaerenses. El paro venía con inusitada fuerza, cuando se decretó feriado en repudio al atentado contra Cristina Kirchner. Pero la docencia no se olvidó y decidió volver a convocar para el martes 13.

El gobierno, la burocracia sindical, algunas supervisoras y equipos directivos, que cumplieron un papel lamentable, lanzaron una fuerte campaña contra el paro, de falsedades, amenazas, denuncias, mentiras, presiones de todo tipo, descuentos, sanciones y despidos, entre otras barbaridades, para quebrar la voluntad de lucha. Pero no hicieron mella. El martes 13 será recordado como el día que la mayoría de la docencia bonaerense se sumó al paro convocado por tres seccionales y toda la Multicolor provincial. Baradel, Yasky y toda la burocracia repudiaron el paro, diciendo que con los aumentos de Kicillof y la no implementación de la 5° hora “no había motivos para parar”. Y mientras la docencia paraba masivamente contra las consecuencias del ajuste del gobierno y el FMI, ellos se reunían y le rendían pleitesía con el embajador de Estados Unidos. ¡Todo un símbolo de la entrega de estos burócratas traidores!

Es fundamental darle ahora organización democrática, funcionamiento y continuidad a este enorme paro, convocando desde la Multicolor a un plenario provincial de delegados y conformando una comisión provincial docente que ayude a llevar a la movilización callejera y al triunfo a esta enorme voluntad de lucha.

Escribe Federico Wagner, delegado departamental por la oposición

El 31 de agosto los docentes cordobeses vivimos una jornada histórica. Hay que remontarse al Maestrazo del ‘88 para recordar un paro de tal contundencia y una movilización tan masiva. Fuimos decenas de miles en las calles, rechazando el ajuste de Fernández, Cristina, Massa y el FMI. Diciéndole no al ajuste de Schiaretti y su ministro de Educación. Reclamando un 50% de aumento al básico en una sola cuota, más cláusula gatillo y presupuesto para Educación. Diciéndole no al ajuste jubilatorio y exigiendo la derogación de la Ley 10.694, que recortó el salario de los jubilados docentes. También por condiciones de trabajo dignas, contra el acoso laboral de los equipos directivos, como el que padeció la docente Karina Moyano mientras estaba enferma e internada y falleció infartada, lo que desató la indignación de la docencia.

En esta enorme movilización hubo una verdadera rebelión antiburocrática. Empezando porque el sindicato UEPC debió convocar por la presión de las bases. Monserrat, el secretario general, quería aceptar la oferta del 67% anual y en cuotas hasta enero del 2023. Ya en el día del paro nacional de Ctera del 10 de agosto, una movilización encabezada por la oposición Multicolor fue a la sede del gremio adonde se había refugiado la burocracia Celeste a exigir la convocatoria a asambleas escolares. Y en las escuelas se fue imponiendo tan masivamente el rechazo y la necesidad de llamar al paro con movilización que ni siquiera pudieron maniobrar burocráticamente la votación, como siempre, y debieron llamar a luchar.En la movilización del 31 de agosto fue tal el repudio a Monserrat que no pudo hablar en el acto, al grito docente de “traidor”, “que se vaya” y que “el paro y la movilización no son de la conducción”. ¡Impresionante!

De todas maneras, la burocracia maniobró el plan de lucha, pasando a un cuarto intermedio de una semana sin ninguna acción, a la espera de una nueva oferta “salvadora”.

Todas las agrupaciones de oposición llamamos a una asamblea autoconvocada, con decenas de docentes. Las asambleas escolares se trasformaron en acciones de lucha con carteleadas, asambleas zonales, semaforeadas, generando un entusiasmo que derivó en una movilización autoconvocada contundente. Al ver este estado de lucha la conducción no pudo aprobar una segunda oferta, donde el gobierno peronista ofreció un 1% más, y tuvo que acompañar el nuevo rechazo. Sin consultar, anunció un tramposo “plan de lucha” de 15 días, con un solo paro y luego acciones donde solo pueden participar los delegados. Otra clara demostración de que no quiere impulsar la lucha ni la movilización.

Frente a esto, los docentes, conscientes de que la lucha depende de nosotros, nos seguimos autorganizando y este sábado, en otra importante asamblea autoconvocada, resolvimos la exigencia a la conducción de que las acciones votadas sean con abandono de tareas, para que sea toda la docencia la que pueda salir a luchar y no solo los delegados. Al mismo tiempo resolvimos una nueva movilización autoconvocada para el martes 6, con el objetivo de exigir la continuidad del plan de lucha con un nuevo paro, esta vez de 48 horas, medida que iremos a debatir esta semana en todas las escuelas.

Escribe Guillermo Sánchez Porta

Este 7 de septiembre se realizan las elecciones de Ctera. A las medidas que hace años el gobierno del Frente de Todos y los gobernadores vienen aplicando, estas semanas se sumó un fuerte “recorte” presupuestario. ¡Más de 50.000 millones de pesos se han sacado a Educación! Hace falta un plan de lucha nacional. Y cambiar la conducción burocrática de Ctera.

La mentira peronista de preocuparse por la educación y la conectividad de estudiantes se da de narices con la realidad. El ministro de Educación Perczyk reconoció que se quitaron todos los fondos del “Conectar Igualdad” porque “de todas maneras no se iban a poder armar las computadoras para los estudiantes, porque no se podían importar los insumos necesarios”. ¡Doble vergüenza! Lo que no aclaró es que esos fondos se van a ir para pagarle al FMI la estafa de la deuda externa.

También quieren justificar la “quinta hora” en muchas provincias. Una aberración pedagógica, social, sin infraestructura ni condiciones laborales ni salariales, que se intenta imponer sin el aval de la docencia ni la comunidad educativa y que solo generará más caos a la crisis educativa, que es absoluta responsabilidad de la política de los gobiernos.

Siguen despidiendo a miles de docentes de programas flexibilizados, como el ATR. Recortaron los fondos para la construcción de jardines de infantes e infraestructura escolar. Los salarios del 80% de la docencia están debajo de la línea de pobreza, con básicos de indigencia. Y la única propuesta que hacen los gobernadores es “adelantar” en cuotas porcentajes miserables de aumentos que ya estaban otorgados, que puede llegar al 60% anual, cuando la inflación rondará el 100%. La mentira de que el peronismo no ajusta y la derecha sí, se cae sola.

Muchas provincias salieron a luchar. Santa Fe, Mendoza, Chubut, Córdoba, Santa Cruz, Entre Ríos, están parando por salarios y condiciones laborales, por persecuciones y despidos, por jubilaciones y salud.   Antes San Juan, La Rioja, Misiones, Neuquén, Salta, Santiago, Tierra del Fuego, entre otras.

Hay acuerdo entre los gobernadores, Massa, Fernández y Cristina, en no otorgar aumentos reales, que puedan ser referencia al resto de los trabajadores, fundamentalmente estatales. La mayoría de estas provincias tienen plata de sobra, sin contar los fondos del gobierno nacional. Pero la política es cumplir a rajatablas el ajuste del FMI.

Aquí entra el rol traidor de la burocracia Celeste de Alesso y Baradel de Ctera y las provinciales. Tratan de evitar que haya luchas y, donde salen, es por presión de la docencia, asustados por los desbordes y auto convocatorias de San Juan y La Rioja. Esto ocurre en Santa Fe, Mendoza, Córdoba, Entre Ríos o Santa Cruz, con la Multicolor impulsándolas, contra los burócratas que quieren desgastarlas. Y con Ctera boicoteándolas, aislándolas, evitando llamar a paro nacional y plan de lucha unificado para que ganemos todos.

Desde Docentes en Marcha llamamos a apoyar las luchas en curso, a exigir a Ctera el paro nacional y plan de lucha. Votar que las conducciones provinciales en lucha convoquen a una reunión para coordinarse y pelear unificados.

Y llamamos a toda la docencia a votar masivamente el 7 de septiembre a la lista Multicolor, encabezada por nuestra compañera Angélica Lagunas, secretaria general de ATEN Neuquén, Romina del Plá, Suteba La Matanza, Gustavo Teres, Amsafe Rosario, las secretarias generales de Suteba Tigre, Bahía, Marcos Paz, Adosac San Julián y dirigentes de todas las agrupaciones de oposición democrática y combativa del país.

Ya salió la Correspondencia Internacional N°50: La invasión a Ucrania agudizó la crisis del capitalismo
Correspondencia Internacional N.49: ¡Fuera Putin de Ucrania! Apoyo a la resistencia ucraniana. No a la OTAN
Salió la revista dedicada al tema ambiente
«
  • 1
  • 2
  • 3
»
Historia del PST 2 - Del gobierno de Cámpora a la muerte de Perón
Intervenciones en el segundo Congreso del MAS (1985)
Revolución y contrarrevolución en Portugal (1975)
«
  • 1
  • 2
  • 3
»

Nuestro semanario. En el que te acercamos el reflejo de las luchas del movimiento obrero, las mujeres y la juventud, además un análisis de los principales hechos de la realidad nacional e internacional.

Es una herramienta fundamental para fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda.

La suscripción del periódico impreso nos permite también seguir editándolo, ya que nos financiamos con nuestros propios aportes y del de los suscriptos.

 

Suscribite a la versión Impresa