May 22, 2024 Last Updated 4:54 PM, May 22, 2024

Escribe Unidad Internacional de Trabajadoras y Trabajadores – Cuarta Internacional

8/05/2024. Mientras Hamas manifestó su disposición a firmar un alto el fuego propuesto por Egipto, Israel ha comenzado su agresión militar Rafah. En la madrugada del martes 7 de mayo, el ejército israelí bombardeó parte de la súper poblada localidad en la frontera con Egipto, dejando 18 personas muertas y decenas de heridos. Para comenzar la “Operación Rafah” dispuso la penetración de tanques israelíes para controlar el lado gazatí de Rafah, y el cierre del paso fronterizo con Egipto hasta el miércoles 8 lo que impidió el acceso de la ayuda humanitaria, alimentos, agua y medicina y la pronta atención medica de las personas heridas con los bombardeos.

La “Operación Rafah”, busca terminar con los objetivos históricos del nazi-sionismo israelí y expulsar de su propio territorio al pueblo palestino hacia la inhabitable zona de Al-Mawasi para luego colonizarlo con ocupantes armados. Antes de la ofensiva israelí, Rafah contaba con una población de 200.000 habitantes. Luego, recibió a los 1,5 millones de personas que se encuentran refugiados en no más de 65 kilómetros cuadrados.

La operación militar sobre Rafah es y será otro crimen de guerra que desenmascara una vez más el carácter genocida de Netanyahu, lo que ha profundizado su aislamiento. La ONU y agencia de Naciones Unidas para los Refugiados palestinos (UNRWA) se niegan a intervenir en el desplazamiento forzoso. Hasta el jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell, ha calificado a la operación como “inaceptable”. Hasta el momento, el imperialismo norteamericano; principal aliado de Israel, se niega a apoyar la operación y ha paralizado momentáneamente el envío de 3.500 bombas pesadas al país sionista para evitar “el impacto que podrían tener en entornos urbanos densos como hemos visto en otras partes de Gaza”. Biden, que avaló la invasión genocida a Gaza, ahora teme por la pérdida de apoyo de su base electoral pensando en las futuras elecciones de EE.UU.

Negociar bajo fuego: el fracaso diplomático imperialista

Durante el sábado 4 y el domingo 5 de mayo, Hamas habría aceptado la propuesta de tregua progresiva y un alto el fuego en tres fases que había sido propuesta por Egipto y Qatar. Esta propuesta incluía la retirada de Israel, la renuncia militar de Hamas, y la liberación de rehenes. Pero, Netanyahu se negó a aceptarlas al calificarlas como «una terrible derrota para el Estado de Israel». Para el martes 7, Hamas debería haber regresado a El Cairo para para concluir las negociaciones, pero esto nunca sucedió. Mientras buscan negociar una tregua favorable bajo fuego, Israel retomó la ofensiva y comenzó en soledad la agresión militar sobre Rafah.

El carácter colonialista del Estado de Israel busca ocupar el 100% del territorio histórico palestino y con ese objetivo utiliza su poderío militar y la impunidad que durante más de 70 años el imperialismo le ha otorgado. Netanyahu y su gobierno de ultraderecha religioso no acepta cualquier tregua o alto el fuego porque la paz es incompatible con sus objetivos de limpieza étnica.

Las movilizaciones mundiales y la crisis imperialista

Las enormes movilizaciones estudiantiles en las universidades de los Estados Unidos y Europa han puesto contra la pared al gobierno de Joe Biden y a su política imperialista. A pesar de la represión, persecución, criminalización y los miles de detenidos; los acampes, ocupaciones y tomas se sostienen y se extienden a Europa. Desde las acciones en la Universidad de Columbia, en Nueva York, a las ocupaciones en la universidad de Barcelona y Ámsterdam – entre otras – el movimiento estudiantil entra en escena para exigir un alto el fuego permanente y el fin del genocidio. Además, exigen que los gobiernos y universidades rompan relaciones de todo tipo con el estado genocida de Israel. Mociones de ruptura ya son aprobadas por los claustros de las universidades, como sucedió en la Universidad de Barcelona.

Esta oleada es una clara expresión del crecimiento de la solidaridad mundial con el pueblo palestino y que cuestiona la política imperialista e imposibilita aún un triunfo militar y político de Israel en Palestina. Estados Unidos es el principal aliado de Israel, junto al imperialismo europeo, y ha destinado miles de millones de dólares en armar a su gendarme mundial en Medio Oriente. Pero, golpeado por la movilización y el recuerdo de las movilizaciones contra la guerra de Vietnam en la década del 60, Joe Biden retacea su apoyo y se niega a apoyar la “Operación Rafah” fracturando parcialmente al bloque imperialista aportando aún más al aislamiento de Israel. Lo que se expresa también, en las movilizaciones al interior del estado sionista, de repudio a Netanyahu por su fracaso de garantizar el retorno de los rehenes.

¡Por una movilización mundial en apoyo a la resistencia palestina el 15 de mayo!

Los acampes, ocupaciones y tomas de las universidades marcan el camino a seguir. Las masivas movilizaciones en diversas ciudades de mundo enfrentan la represión y no paran de extenderse. El sionismo y sus aliados se encuentran empantanados a pesar de la masacre que en Gaza ha asesinado a más de 40.000 personas.

El Próximo 15 de mayo se cumplen 76 años de la Nakba, fecha del exilio forzoso de los palestinos de su tierra a partir de la formación del estado de Israel. El brutal desplazamiento de 750.000 palestinos, impuesto por los sionistas en 1948 y el imperialismo yanqui y europeo, fue el puntapié inicial de la actual masacre. Desalojar a Palestina, destruir sus recursos y ocupar sus territorios, fue su objetivo. Hoy, con el genocidio perpetrado, buscan consolidar ese objetivo a 76 años de haberlo comenzado.

Desde la UIT-CI llamamos a seguir desarrollando acciones y movilizaciones unitarias que desplieguen todas las fuerzas en todo el mundo para solidarizarnos activamente y extender las acciones estudiantiles, obreras y populares para derrotar al régimen de apartheid de Israel. En ese sentido llamamos a luchar para que todos los gobiernos rompan relaciones diplomáticas, políticas, económicas, militares y culturales con Israel. Salgamos a la calle para poner fin a los envíos de armas y ayudas económicas al genocida ¡que se retire la flota estadounidense del mar palestino! Para terminar con el genocidio militar y por hambre, que se abran los pasos fronterizos para el ingreso de la ayuda humanitaria y la asistencia médica a heridos como así también la búsqueda de personas entre los escombros. ¡Por un alto el fuego inmediato! ¡No a la invasión sobre Rafah! ¡Por el retiro de todas las tropas sionistas de todo el territorio histórico de palestina desde el rio al mar! ¡Por el retorno de todos los refugiados a su territorio! ¡Fuera Israel de Palestina! ¡Por una palestina, única, laica, democrática y no racista! ¡Palestina libre del rio al mar!

Escribe Lucha Internacionalista, sección de la UIT-CI del Estado español

Como en el 68, ¡El movimiento estudiantil contra el colonialismo y la represión! ¡Todo el apoyo a las acampadas universitarias!

6/05/2024. La irrupción de las estudiantes de la Universidad de Columbia en Nueva York ha provocado una oleada de movilizaciones y ocupaciones de universidades mediante acampadas en decenas de campus en Estados Unidos. Las exigencias de los jóvenes, a las que también se han sumado parte importante del profesorado, son claras: el alto el fuego permanente en Gaza y el fin del genocidio del Estado de Israel contra el pueblo palestino. En concreto, exigen también a las autoridades universitarias la desinversión y ruptura de relaciones académicas y de colaboración con el Estado sionista. Reivindican el boicot académico, es decir, el fin de todo tipo de relaciones con las instituciones académicas de Israel, en tanto que son parte indispensable de la maquinaria reproductora del aparato político y militar y, sobre todo, de legitimación y normalización ideológica del genocidio. También denuncian la complicidad del Gobierno de Biden. No podemos olvidar que Estados Unidos es el principal proveedor de armas para Israel, pues utiliza Israel como portaaviones en Oriente Medio. Como en el 68 contra la guerra de Vietnam, el movimiento estudiantil pasa a la ofensiva por denunciar las políticas imperialistas y colonialistas contra los pueblos del mundo.

Otros países se han contagiado. En México, Costa Rica, Francia, Reino Unido, Estado español y Alemania miles de estudiantes han sacado las tiendas para ocupar edificios universitarios en solidaridad con Palestina. Después de más de 6 meses de esta brutal escalada en la historia de la ocupación del territorio palestino, con más de 40 000 asesinatos y 2 millones de personas atrapadas en Gaza, las estudiantes han dicho basta al genocidio, a la complicidad y a la normalización.

Sin embargo, la represión de los gobiernos, consecuentes con sus políticas de complicidad, no se ha hecho esperar. En Estados Unidos, Francia o Alemania, la policía ha intervenido las acampadas –y en muchos casos han impedido que se lleven a cabo– con cargas, multas y toda una serie de prohibiciones. Una continuidad de lo que ya habíamos visto contra las movilizaciones populares en solidaridad con Palestina. En algunos casos han llegado al punto de prohibir que pueda hablarse en árabe, lo que denota el carácter racista e islamófobo de sus políticas. Los gobiernos se justifican alegando un supuesto contenido antisemita de las protestas cuando saben perfectamente de la diferencia fundamental entre esto y el antisionismo. Por eso atacan también a los judíos antisionistas que se manifiestan, porque son la evidencia contundente de que la lucha contra el holocausto es hoy la lucha contra el genocidio del pueblo palestino.

Sin embargo, como en muchos casos, la represión no ha hecho más que hacer crecer el movimiento, ganar más apoyos y que las acampadas cada vez lleguen a más ciudades del mundo. En este sentido, el movimiento estudiantil de la Universidad de Barcelona está convocando a ocupar el Edificio Histórico a partir de este lunes 6 de mayo. Exigen la ruptura de relaciones académicas de la universidad con las instituciones sionistas, pero también con todas las empresas cómplices del apartheid con las que se tienen convenios de colaboración. También denuncian al Gobierno del Estado, que ha mantenido el comercio de armas con Israel, y al Gobierno de Catalunya, que mantiene también todos sus vínculos.

Es fundamental todo el apoyo a esta iniciativa para que pueda ser también un precedente hacia otras universidades y, en general, hacia la movilización más contundente del movimiento de solidaridad. A lo largo de la historia, el movimiento estudiantil ha tenido un rol fundamental y ha sido punta de lanza para procesos de movilizaciones generalizados: contra el imperialismo y el colonialismo, contra el patriarcado, contra las dictaduras y la represión y, en general, en defensa de los derechos y libertades. Hoy tiene una nueva oportunidad para hacer historia.

 

Escribe Unidad Internacional de Trabajadoras y Trabajadores – Cuarta Internacional

27/04/2024. La Corte de Apelaciones de Nueva York anuló este jueves 25 de abril una de las condenas por abuso sexual contra el productor cinematográfico Harvey Weinstein. El fallo anulado es el que lo condenó a 23 años de prisión en marzo del 2020. De todas maneras, el magnate seguirá en la cárcel cumpliendo la condena de 16 años por otra violación.

El argumento que utilizó la Corte para anular el fallo es que hubo errores en el procedimiento judicial de 2020. Una formalidad que utilizó la defensa de Weinstein en su apelación y que fue aceptada por cuatro de los siete magistrados para anular el fallo e iniciar un nuevo juicio.

Recordemos que la condena a 23 años por abuso sexual y violación fue el resultado de un juicio histórico y muy esperado por el movimiento feminista. Allí fue juzgado por los cargos presentados por dos mujeres pero fueron más de 90 las que públicamente lo denunciaron en 2017 en lo que se conoce como el movimiento #MeToo. Un fenómeno que se inició en Estados Unidos pero que trascendió fronteras convirtiéndose en una verdadera rebelión contra la violencia sexual.

Desde la Unidad Internacional de Trabajadoras y Trabajadores – Cuarta Internacional (UIT-CI) repudiamos la anulación de uno de los fallos históricos que puso tras las rejas al violador Weinstein y denunciamos a la justicia patriarcal que busca garantizar su impunidad. La lucha contra la violencia sexual es uno de los hitos más destacados de la cuarta ola feminista que desde hace años recorre el mundo y que viene protagonizado grandes movilizaciones contra el sistema patriarcal que oprime a las mujeres y disidencias. Desde nuestro feminismo socialista somos parte de estas movilizaciones y bregamos para que la lucha antipatriarcal se una a la lucha anticapitalista en la pelea por una sociedad sin opresión ni explotación.

Escribe Unidad Internacional de Trabajadoras y Trabajadores – Cuarta Internacional

25/04/2024. Mientras prosiguen manifestaciones populares en solidaridad con Palestina en el mundo, una nueva ola de grandes protestas estudiantiles contra el genocidio en Gaza se está extendiendo por los campus de las principales universidades de Estados Unidos. Se intentó frenarlas con detenciones masivas de estudiantes y también eliminando clases presenciales en Universidad de Columbia, conde comenzaron las protestas. También desde el gobierno, el presidente Biden personalmente, y entidades sionistas de Estados Unidos se lanzó una campaña acusando absurdamente a los estudiantes de ser “antisemitas”. Trump dijo lo mismo y acusó a Biden de “no hacer lo suficiente” para impedir esas manifestaciones. Pero lejos de frenarse con estas medidas represivas y calumnias, esto provocó una enorme indignación popular y entre los estudiantes y las protestas se ampliaron e incluyeron también a profesores.

En Nueva York y en Yale, la Policía ha llevado a cabo decenas de arrestos mientras intentaba desmantelar los campamentos establecidos en la Universidad de Nueva York y Yale. En Columbia detuvieron a 100 estudiantes. La manifestación, en solidaridad con los palestinos, acabó expandiéndose por las calles de la ciudad en Nueva York. La Universidad Politécnica del Estado de California también cerró sus puertas debido a las protestas. En la Universidad de Minnesota, los estudiantes exigen que la institución abandonara cualquier asociación con Israel, mientras estudiantes de la Universidad del Estado de Ohio exigen que su universidad revele y anule las inversiones en empresas relacionadas con Israel.

En general todos exigen que el gobierno yanqui deje de apoyar militarmente a Israel. Esta gigantesca movilización tiene una enorme simpatía popular. Un 60% de la población norteamericana ha manifestado en encuestas su oposición al apoyo del gobierno yanqui a Israel.

Estas manifestaciones continúan y amplían las grandes protestas que ya se habían dado en Estados Unidos. Los hechos, tanto las protestas populares desde hace meses, las manifestaciones como los campamentos universitarios, tienen mucho parecido con lo que ocurrió hace 50 años durante la guerra de Vietnam, que terminó en una gran crisis política, obligando a Estados Unidos a retirarse de Vietnam en 1975.

Solidaridad con la “Flotilla de la Libertad”

Otro hecho de la solidaridad mundial con Palestina es la llamada “Flotilla de la Libertad”, tres barcos cargados con casi 5.000 toneladas de ayuda humanitaria, alimentos y medicamentos, y 800 activistas de todo el mundo, que está en Turquía anunciando su salida hacia Gaza desde el domingo 21 de abril. Pero aún no les permitieron salir pese a manifestaciones populares a favor de la flotilla en Turquía. Tanto Estados Unidos, como Alemania, los principales Estados imperialistas cómplices de Israel, están presionando a Turquía para que no les permita partir. Mientras tanto la mitad de la población de Gaza ya está sufriendo hambre.

Desde la Unidad Internacional de Trabajadoras y Trabajadores-Cuarta Internacional (UIT-CI) somos parte de esta campaña mundial en solidaridad con Palestina, nos solidarizamos con los estudiantes norteamericanos, con los reclamos básicos de exigir a los Estados e instituciones ruptura de todos los acuerdos económicos, comerciales, culturales y militares con Israel y las empresas e instituciones sionistas. Apoyamos su reclamo de envío de ayuda humanitaria urgente como la petición popular en Turquía de permitir la partida de la flotilla de la libertad y su ingreso de ayuda humanitaria a Gaza! No a la represión a los estudiantes norteamericanos que apoyan al pueblo palestino! Libertad a los detenidos! Exigimos el inmediato cese de todo envío de ayuda financiera o militar, en primer lugar, de la gigantesca cantidad de armas que envía todos los días Estados Unidos, a Israel. ¡Abajo el Estado genocida y de apartheid de Israel! ¡Viva la heroica lucha del pueblo palestino! ¡Por una Palestina libre, unida, no racista y democrática desde el rio hasta el mar!


Unidad Internacional de Trabajadoras y Trabajadores-Cuarta Internacional (UIT-CI)
25 de abril de 2024


Escribe Miguel Lamas, dirigente de la UIT-CI

El viernes 19 de abril Israel realizó un nuevo ataque a Irán arrojando misiles. El 1° de abril Israel había bombardeado el consulado de Irán en Damasco, Siria, destruyendo el edificio y asesinando a doce personas. Posteriormente fue Irán que envió drones y misiles sobre Israel respondiendo a ese ataque y sin mencionar al genocidio en Gaza.

El objetivo de Israel era justamente lograr nuevamente “victimizarse” como “atacada” por otros países, y que se dejara de hablar de su genocidio en Gaza, que ya provocó más de 40.000 muertos, la mayoría mujeres y niños y ahora además bloquea alimentos causando hambruna.  

Y recientemente, según algunos medios árabes y de Israel, Estados Unidos habría autorizado el ataque masivo de Israel por tierra a Rafah, la ciudad del sur de Gaza donde hay más de un millón de refugiados que tuvieron que dejar sus casas en otras partes de Gaza. El parlamento yanqui, votó recientemente nueva ayuda en armas a Israel, cuando ya el 60% de las armas y bombas que recibe Israel vienen de Estados Unidos.

Además de continuar las masacres en Gaza, al menos catorce personas murieron en los últimos días en una incursión israelí en el campo de Nur Shams, cerca de Tulkarem, en el norte de Cisjordania, la otra región donde habitan palestinos donde desde el 7 de octubre fueron asesinados más de 480 personas. En respuesta hubo una gran huelga general palestina en Cisjordania.

La solidaridad con Gaza contra el genocidio se sigue multiplicando en el mundo con decenas de actos masivos cada semana en Europa, Estados Unidos y países árabes. El domingo pasado salió de Turquía la “Flotilla de la Libertad”, una iniciativa para intentar romper el bloqueo de Gaza y hacer llegar alimentos y medicamentos, con 800 activistas de treinta países y 5.500 toneladas de ayuda humanitaria. Desde la UIT-CI participamos en marchas y actos en Argentina y otros países y llamamos a la unidad apoyando todas las acciones en solidaridad con Palestina.

Nuestro semanario. En el que te acercamos el reflejo de las luchas del movimiento obrero, las mujeres y la juventud, además un análisis de los principales hechos de la realidad nacional e internacional.

Es una herramienta fundamental para fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda.

La suscripción del periódico impreso nos permite también seguir editándolo, ya que nos financiamos con nuestros propios aportes y del de los suscriptos.

 

Suscribite a la versión Impresa