Jan 30, 2023 Last Updated 4:00 PM, Jan 28, 2023


Escribe Noelia Agüero, legisladora provincial Izquierda Socialista/FIT Unidad

Al igual que el presupuesto 2023 que se votó en el Congreso de la Nación, el plan económico del peronista Schiaretti y Hacemos por Córdoba es un traje a medida del FMI, cumple con todas sus exigencias en cuanto a recortes y ajustes en las áreas más sensibles, ataca el salario de los estatales, golpea los bolsillos del pueblo trabajador con impuestazos y tarifazos y le garantiza las ganancias y la exención impositiva a los grandes grupos empresarios.

En un contexto nacional y provincial de profundización de la crisis económica y social, con una inflación que en diciembre llegará a tres dígitos y con los altísimos índices de pobreza e indigencia que mantiene la provincia de Córdoba, este presupuesto es un plan de ajuste y miseria que deja en claro cuáles son las prioridades del gobierno: menos salud, menos educación, menos trabajo y más precarización laboral y, por supuesto, más obra pública faraónica de campaña electoral para asegurar los votos de la próxima elección.

En este marco se desarrolla en la provincia una enorme rebelión de los equipos de salud que han salido, de manera autoconvocada, a luchar por salario y condiciones laborales con miles de trabajadores tomando las calles el miércoles 16 y convocando a una nueva multitudinaria marcha el miércoles 23. Mientras tanto Hacemos por Córdoba en conjunto con la oposición patronal discuten leyes de criminalización de la protesta social para hacer pasar, vía la represión, el mayor ajuste en el próximo periodo.

Desde Izquierda Socialista/FIT Unidad rechazamos de manera contundente este presupuesto y llamamos a movilizar, junto a la Multisectorial, contra los planes de ajuste de Schiaretti y Hacemos por Córdoba y contra todo intento de criminalizar y regular el derecho a la protesta social.

Plata para salud, educación, vivienda y las más urgentes necesidades del pueblo trabajador, no para la deuda externa y el FMI.

 

 

La Fiscalía no encontró argumentos para continuar con la persecución a Oscar Moreno y terminaron denunciados por discriminación en el INAI el Juez de Garantías, el Fiscal y el denunciante.

Ernesto Saavedra, abogado de los imputados por el asesinato del joven mapuche Elías Garay en Cuesta del Ternero, denunció al trabajador de prensa Oscar Moreno por tomar fotos en el frente de su propiedad, la cual tiene un cartel de “dueño vende”. El denunciante expresó en su denuncia que Moreno realizaba tareas de “inteligencia” para provocar un “ataque incendiario” y que es un potencial delincuente por “ser militante de la causa mapuche y trabajar en un medio afín a dicho movimiento”.

Luego de 24 horas de la presentación de la denuncia, el Ministerio Público Fiscal ordenó el allanamiento de la vivienda de Moreno para secuestrar el celular, desconociendo la protección constitucional que poseen las fuentes periodísticas.
Para responder a semejante atropello se conformó en Bariloche una Coordinadora en defensa de Oscar Moreno. Integrada por el Sindicato de Trabajadores de Prensa, diversas comunidades mapuches, la Multisectorial contra la represión, el Soyem, delegados del Centro Atómico, la APDH, Izquierda Socialista, Partido Obrero, Política Obrera, Nuevo MAS, PTS. Dicha coordinadora impulsó una conferencia de prensa en las puertas del Ministerio Público Fiscal, en la que el Sindicato de Trabajadores de Prensa presentó un pedido de informe sobre el accionar violento y racista.

La campaña por el cese a la persecución del periodista adquirió trascendencia nacional. Oscar Moreno, junto a nuestro compañero de Izquierda Socialista y Secretario general del Sindicato de Trabajadores de Prensa, Nahuel Céspedes, brindaron en la sede de Fatpren de Buenos Aires una conferencia de prensa acompañados por Nora Cortiñas de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Carla Gaudensi, Secretaria general de la Fatpren, la APDH nacional, CELS, Mercedes de Mendieta, Legisladora porteña por Izquierda Socialista/FIT Unidad, Juan Carlos Giordano, diputado nacional electo por Izquierda Socialista/FIT Unidad y diversas organizaciones sindicales, políticas y sociales.

Fruto de la lucha colectiva y el escándalo que generó este absurdo operativo de persecución, el Ministerio Público Fiscal llamó a una audiencia de conciliación en la que definieron tanto la Fiscalía como el denunciante levantar la denuncia por falta de méritos.

Entrevistamos a Oscar Moreno:

El Socialista- ¿Crees que la denuncia que te hicieron es un hecho aislado?

Moreno- No. Esto es un intento más por enemistar a la sociedad con el pueblo Mapuche y generar una reacción negativa. Estas calumnias en mí contra solo buscan empoderar aún más a los medios hegemónicos, los terratenientes, los gobiernos y el Poder Judicial para avanzar sobre el despojo contra las comunidades que luchan por la recuperación del territorio. En este caso, no sólo me criminalizaron por ser Mapuche, sino que también violaron mis derechos como trabajador de prensa, así como también lo hicieron con otrxs colegas de la ciudad. Hay un interés porque no se comunique a la población la escalada represiva. Con la presencia del Comando Unificado en la región se está aplicando la Ley Antiterrorista. Por eso el Sindicato de Trabajadores de Prensa de Bariloche y Zona Andina estuvo desde el primer momento encabezando nuestra defensa, junto a las diversas organizaciones.

ES- ¿Cuál fue la reacción de la población luego del allanamiento?

M- Siempre hay gente que difama en redes sociales y no da la cara, pero lo real es que las organizaciones sociales, los organismos de Derechos Humanos, gente proveniente del mundo artístico y sindicatos de otros rubros me rodearon de solidaridad y apoyo. Eso se vio reflejado en las acciones públicas que fuimos realizando. Muchos conocen mi labor cotidiana y muchos que no, lo hicieron porque entendieron que la causa es ridícula y discriminatoria.

ES- ¿Por qué opinas que tuvieron que retirar la denuncia?

M- La lucha que dimos fue fundamental. El accionar del Ministerio Público Fiscal fue desproporcionado y dio lugar a una denuncia con argumentos netamente racistas. Por eso, presenté una denuncia en el INAI por discriminación contra el Fiscal Inti Isla y el Juez de Garantías Juan Pablo Laurence quienes dieron curso al allanamiento. También denuncié al abogado Ernesto Saavedra. Cerraron la investigación porque ganó la lucha colectiva.

 

La “raza superior” de Macri

  • Ene 30, 2023
  • Publicado en La Web


Escribe José Castillo, dirigente de Izquierda Socialista/FIT Unidad

El ex presidente Mauricio Macri afirmó el lunes pasado en TN que Alemania podría estar entre los candidatos a ganar la próxima Copa del Mundo porque representa “una raza superior”. Un planteo escandaloso sacado de un puro arsenal nazista. Si hay alguien superior, quiere decir que hay razas inferiores. Como alguien dijo, le faltó decir “heil”.

Macri tardó un día para intentar subsanar la barbaridad, cuando la ola de repudios era imparable. “Tuve una frase desacertada que remite a las peores pesadillas de la humanidad”, dijo. Evitó mencionar la palabra nazismo pero tildó de “pesadilla” al holocausto, que asesinó en campos de concentración a millones de judíos mostrando hasta dónde puede llegar la barbarie capitalista.  

La afirmación racista de la existencia de una raza superior, blanca, rubia, europea, con estereotipos que coinciden con los de la clase capitalista empresaria, es una de las más repudiables expresiones reaccionarias. Las patronales la utilizan para fortalecer sus demandas de superganancias e ir contra la clase trabajadora: “el problema es que los ´negros´ son vagos, “planeros”, no quieren trabajar, tienen muchos hijos, se emborrachan o drogan”, frente a las supuestas virtudes de los “blancos”, exitosos y millonarios. Como Macri, que se benefició con la última dictadura militar al ser estatizada la deuda privada de su grupo Sevel por Domingo Felipe Cavallo. Por eso el negacionismo de los desaparecidos de todo el elenco macrista.

Las luchas populares en todo el planeta fueron arrojando las frases racistas al basurero de la historia. Lo dicho por Macri daría lugar incluso a una sanción penal en la propia Alemania actual. Sin embargo, en la derecha argentina se insiste en utilizarlas. Lo hacen constantemente los “halcones” de PRO y también la ultraderecha explícita de los liber-fachos Milei y Espert.

En 2013, el entonces asesor estrella de PRO, Jaime Durán Barba, se despachó con que “Hitler era un tipo espectacular”. En 2014, el intendente de Vicente López, Jorge Macri, primo de Mauricio, anunció la realización de una charla promovida por el municipio titulada: “las dos Evas”, dedicada a Eva Perón y a Eva Braun, la esposa de Hitler. En 2016, durante la presidencia de Macri, el entonces jefe de gabinete Marcos Peña organizó una reunión con las juventudes políticas, incluyendo dentro de ellas a la del partido nazi Bandera Vecinal, de Alejandro Biondini. En 2017, el entonces ministro de Educación Esteban Bullrich, realizó una horrorosa banalización del holocausto cuando visitó la Casa Ana Frank en Ámsterdam y sostuvo que el genocidio se dio “por culpa de una dirigencia que no fue capaz de unirse y llevar la paz al mundo”, exculpando al nazismo. Más cerca en el tiempo, Macri usó expresiones como “veneno social” y “personas envilecidas”, expresiones explícitas que aparecen en Mi Lucha de Hitler. Y no debemos olvidar la expresión de funcionarios macristas en 2017, llamando a constituir una “Gestapo” para terminar con los sindicatos. Hechos similares se pueden encontrar en los actos de Milei, como la alabanza a la ultraderecha franquista española, o la negación del genocidio en nuestro país.

La frase de Macri es repudiable y no fue pronunciada inocentemente. Busca dar un guiño hacia un sector de su electorado, fortaleciendo el racismo, los sentimientos anti-obreros y anti-populares, ganando espacio para la política que plantea Juntos por el Cambio: un ajuste como el que aplicó en 2015 pero “más rápido”. Para el cual, sabe que tendrá que “ponerse el casco ante las piedras”, como dijo recientemente, vaticinando que está dispuesto a llevarlo adelante no importa la represión que sea necesaria.

Desde Izquierda Socialista en el Frente de Izquierda Unidad repudiamos enérgicamente a Macri, a sus políticas y a sus dichos aberrantes. Y decimos que el hecho de que estas expresiones se fortalezcan, no está separado de la bronca y desencanto que genera el actual gobierno peronista con sus políticas de ajuste, hambre y sometimiento al FMI. Para enfrentar de verdad estos intentos, discursivos y programáticas, es necesario fortalecer a los únicos que venimos postulando otra alternativa política al servicio del pueblo trabajador contra todos los gobiernos capitalistas, sean de centroderecha o supuestamente “nacionales y populares”, con la unidad de la izquierda que es el FIT Unidad.

Escribe Juan Carlos Giordano
Diputado nacional electo - Izquierda Socialista/FIT Unidad

El gobierno anunció el programa “precios justos”. Son 1.800 productos -absorbiendo el listado que ya contenía Precios Cuidados-, que durante 4 meses, dicen, “no van a aumentar”. Pero hasta el propio gobierno reconoce que esto no es un congelamiento de precios. Es un acuerdo voluntario, a nadie obliga, a tal punto que las empresas se opusieron a que se le pongan los precios en las etiquetas de los productos. Además, en vez de obligarlas a que retrotraigan los aumentos siderales de meses atrás, el gobierno las autorizó para que los productos que ingresarán al nuevo programa lo hagan con un 4% superior al promedio registrado durante octubre de 2022 y que el resto de los productos que vendan esas mismas firmas tendrán otro aumento del 4% mensual en esos cuatro meses. Empresas que encima recibirán un dólar barato (el oficial a $166 para comprar los insumos importados de esos productos). Un negocio redondo.
Massa agradeció a las más de 100 empresas que firmaron el acuerdo. ¿Quiénes son? Molinos, Coca Cola, Unilever, Quilmes, Mastellone, AGD, Ledesma y Las Marías, entre otras. Son las mismas que vinieron haciendo un colchón de ganancias en todo este tiempo y ahora recibirán otro sinfín de beneficios.

Nunca se sancionó a nadie por incumplimiento. Las empresas hicieron desaparecer productos de las góndolas, los precios cuidados tuvieron un desabastecimiento del 50% y al vencimiento del acuerdo los volvieron a aumentar por encima de la inflación. ¿Quién dice que con esto no va a pasar lo mismo?
El gobierno inventa programas inocuos porque es cómplice de la inflación. Es el peronismo del Frente de Todos el que aumenta las tarifas de gas, luz y transporte y autoriza las subas en los combustibles con YPF, las pre pagas, colegios privados o los medicamentos.

Dicen que los controles de precios nunca funcionaron. Mentira. Nunca se aplicaron. Porque los distintos gobiernos (hoy el Frente de Todos y antes Macri) son los que les cuidan las ganancias a los grandes capitalistas. La Ley de Abastecimiento permite multar, clausurar, encarcelar y hasta expropiar a quien no cumpla, acapare o provoque desabastecimiento. Y no se aplicó nunca.

Desde Izquierda Socialista proponemos un auténtico congelamiento y control de precios de todos los productos de la canasta familiar, con fuertes sanciones para quienes lo violen. Derogando el IVA de la canasta familiar. Y esencialmente aumentando los salarios y jubilaciones hasta alcanzar el valor de la canasta familiar, ajustados mensualmente por la inflación real. Todo esto como parte de otro plan económico obrero y popular que rompa con los dictados del FMI para terminar de verdad con la pobreza, la inflación y los bajos salarios.

El gobierno peronista del Frente de Todos sigue inmerso en una crisis política cada día más profunda. Pasó el discurso de Cristina en la UOM, donde los metalúrgicosla recibieron al grito de “queremos el aumento”. También el de Máximo, cuestionando cualquier postulación presidencial de Alberto Fernández. La respuesta de Aníbal Fernández, ahora defensor acérrimo de Alberto, apuntó a los Kirchner: “parece que no formaran parte de la gestión”. A todo esto se le pueden agregar las marchas y contramarchas sobre suspender o mantener las PASO. La mayoría del peronismo parecía estar a favor de lo primero, pero ahora se estaría desinflando aceleradamente. ¿Qué hay detrás de todo esto? Un desbande, con un peronismo kirchnerista casi consagrado a garantizar su retiro a la provincia de Buenos Aires tras una cada vez más posible derrota presidencial el año próximo.

Toda esta crisis no sale de la nada. Es la manifestación más palpable de la bronca popular que crece, ante una realidad, el peronismo gobernante es responsable, en todas sus variantes, de más ajuste (aunque la vocera Gabriela Cerruti se niegue a usar esta palabra y la reemplace por “orden fiscal”), pérdida del poder adquisitivo de salarios y jubilaciones y sometimiento al FMI.

La del peronismo no es la única crisis, la oposición patronal de Juntos por el Cambio vive una similar. En su caso, una pelea a dentelladas por los cargos en un todos contra todos. Un sector de PRO contra otro, PRO contra radicales, halcones de PRO y un sector de los radicales contra palomas de PRO y otro sector radical; la propia interna de la UCR; Carrió metiendo la cuchara y amenazando con “presentarse ella”, y un largo etcétera. La forma en que se expresan esas peleas no es más educada que en el oficialismo. “Conmigo no se jode, la próxima te rompo la cara”, fue el saludo de Patricia Bullrich a un funcionario de Rodríguez Larreta en el acto de presentación del nuevo libro de Macri. Pero las diferencias en Juntos por el Cambio se acaban cuando se habla de programa: ahí todos coinciden en que hay que repetir el ajuste antipopular que realizaron en 2015, pero “más rápido”. Una propuesta antiobrera solo superada por los liberfachos de Milei, que directamente proponen un gobierno al estilo Bolsonaro.

El pueblo trabajador mira todas estas internas con una mezcla de bronca e indiferencia. Lo que realmente preocupa es la continuidad de la inflación, que ya está anualizada al 100% y mucho más alta aún para los alimentos. Un símbolo: el kilo de pan a 500 pesos. Frente a esto, los reajustes salariales corren claramente por detrás, perdiendo frente a la carestía de vida. En la inmensa mayoría de los casos quedan por debajo de la inflación, y encima son otorgados en cuotas.

Ante esta realidad lo auspicioso es que, después del ejemplo de la lucha de los trabajadores del Neumático agrupados en el Sutna, cada vez más sectores del pueblo trabajador responden saliendo a pelear. Los médicos, residentes, enfermeras y concurrentes han provocado una auténtica rebelión contra los salarios de miseria y la precarización laboral. También pelean los docentes en varias provincias. Marcharon y pararon los ferroviarios del Sarmiento. También se produjo la marcha de los autoconvocados de Luz y Fuerza Capital. Estas y otras luchas se dan mientras, por contraposición, las burocracias de la CGT y las CTA siguen firmando paritarias a la baja y apoyando vergonzosamente al gobierno.

El clamor por aumentos de salarios y jubilaciones que equiparen a la inflación real, y que sean reajustados mensualmente según el costo de vida, debe ir acompañado de la exigencia a la burocracia de que abandone su pacto con el gobierno y llame a un paro nacional y un plan de lucha contra el ajuste en curso. Esto es lo que estamos planteando desde el sindicalismo combativo, al que hay que apoyar y fortalecer con el fin de postularlo como una nueva dirección democrática y combativa para la clase trabajadora.

Pero a la vez, la pelea por aumento salarial debe ser parte de algo más amplio, un plan económico obrero y popular que arranque de suspender los pagos de la deuda externa, rompa con el FMI y destine todos los recursos a resolver las más urgentes necesidades de salarios y jubilaciones dignas, trabajo genuino, salud, educación y vivienda.

Desde Izquierda Socialista estamos convencidos de que hay que resolver el problema de fondo, construir una nueva alternativa política, porque el peronismo, como explicamos más arriba, ya no va más. Es incapaz de resolver ninguno de los problemas del pueblo trabajador. Esta es la salida de fondo que venimos planteando desde el Frente de Izquierda Unidad, llamando a impulsar una fórmula presidencial única para las elecciones del año que viene, por un gobierno de las y los trabajadores y una Argentina socialista.

Ya salió la Correspondencia Internacional N°51: La revolución de las mujeres y los pueblos de Irán
Ya salió la Correspondencia Internacional N°50: La invasión a Ucrania agudizó la crisis del capitalismo
Correspondencia Internacional N.49: ¡Fuera Putin de Ucrania! Apoyo a la resistencia ucraniana. No a la OTAN
«
  • 1
  • 2
  • 3
»
Oportunismo y trotskismo ante los gobiernos de Frente Popular (1982)
La Guerra y la Revolución - León Trotsky - 1922
Guevara: Héroe y mártir (1967)
«
  • 1
  • 2
  • 3
»

Nuestro semanario. En el que te acercamos el reflejo de las luchas del movimiento obrero, las mujeres y la juventud, además un análisis de los principales hechos de la realidad nacional e internacional.

Es una herramienta fundamental para fortalecer a Izquierda Socialista y al Frente de Izquierda.

La suscripción del periódico impreso nos permite también seguir editándolo, ya que nos financiamos con nuestros propios aportes y del de los suscriptos.

 

Suscribite a la versión Impresa

Más Leídos

La rioja: La Ley del litio es más saqueo

La rioja: La Ley del litio es más …

17 Ene 2023 COMUNICADOS DE PRENSA

Juicio por Fernando / “Nunca vi nada semejante”

Juicio por Fernando / “Nunca vi n…

18 Ene 2023 El Socialista N° 552

El 5,1% es otro mazazo contra el pueblo trabajador

El 5,1% es otro mazazo contra el pu…

18 Ene 2023 El Socialista N° 552

A 36 años de su fallecimiento / Nahuel Moreno y el marxismo

A 36 años de su fallecimiento / Na…

18 Ene 2023 El Socialista N° 552

¿Hay que apoyar al peronismo para que no venga la derecha?

¿Hay que apoyar al peronismo para …

18 Ene 2023 El Socialista N° 552